“Cárteles de la Totoaba” se aferran a la llamada “cocaína acuática” en México

La pesca ilegal de esta especie también tiene al borde de la extinción a las vaquitas marinas

“Cárteles de la Totoaba” se aferran a la llamada “cocaína acuática” en México
Pez Totoaba pescado ilegalmente por cárteles en México
Foto: PROFEPA

Se cree que tiene propiedades afrodisíacas y medicinales, por lo que es codiciado por muchos en China así que en el mercado negro se ha cotizado hasta en $46,000 dólares, por cada 2,20 libras (un kilogramo). Se trata del pez totoaba de donde sacan la también conocida “cocaína acuática” sobre nombre que se gana por el elevado precio que alcanza.

Los pescadores solo usan la vejiga de este animal para hacer sus negocios sucios ya que es adquirido por personas con mucho dinero que lo consideran un objeto de colección, una dote, un regalo o hasta una inversión financiera.

Los “Cárteles de totoaba” están conformados por mafiosos provenientes de China y grupos criminales mexicanos que se enfocan en la caza furtiva y el tráfico del también llamado “oro falso”. A decir de reportes de la organización Elephant Action League (EAL), la cadena comienza en las comunidades de San Felipe y Santa Clara a lo largo de la costa del Golfo de California, en México, hasta ciudades como Tijuana y Mexicali en el estado de Baja California.

Desde 1974 está prohibida la captura de este ejemplar, pese a eso, la pesca ilegal se mantiene, ya que los involucrados pueden generar más dinero en una noche atrapando unas pocas totoabas de lo que podría ganar en un año de trabajo honesto.

Pero no solo se afecta a esa especie, pues el Gobierno de México alertó que solo quedan entre 10 y 15 ejemplares de la vaquita marina, un cetáceo -el más pequeño del mundo- endémico de dicho país que habita en el Alto Golfo de California, donde se encuentra el municipio de San Felipe y donde pescan a las totoabas.

Ante ello, una de las estrategias del gobierno del presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador, puso en marcha una Iniciativa para la Sustentabilidad del norte del Golfo de California, que buscará frenar la problemática desde un enfoque social, pero que no agradó a los pescadores de esta región, lo que terminó en un enfrentamiento entre integrantes del Ejército y quienes lucran con este pez.

Además el periodista mexicano Carlos Loret de Mola, quien ha denunciado constantemente a dichos grupos delincuenciales que lucran con la totoaba, acusó que en los últimos días ha recibido constantes amenazas de muerte y que de no dejar de seguir el caso le harían daño.