Seis “bancos malos” para abogar por uno municipal

New Economy Project renueva su petición de crear una entidad pública para depósitos de la ciudad

Seis “bancos malos” para abogar por uno municipal
El defensor del pueblo, Jumanee Williams, en la ceremonia del New Economy Project./Cortesía
Foto: Cortesía

El martes se celebró una ceremonia para premiar a los “peores bancos” de Nueva York. No fue una fiesta sino el escenario en el que una docena de grupos comunitarios volvieron a insistir en la necesidad de que se cree un banco municipal en el que se deposite el dinero de la ciudad y a la vez se invierta en necesidades de los ciudadanos.

Es una reivindicación de organizaciones como New Economy Project of NY que hicieron hincapié en el hecho de que hay 30 bancos designados para los depósitos del dinero público y algunos de ellos tienen políticas criticables. A los seis bancos considerados como los peores se les acusa de usar criterios de segregación en sus políticas (redlining) en comunidades de color, financiar a caseros con grandes historiales de desahucios, a quienes invierten en combustibles fósiles, no consideran derechos laborales o tienen una política generalmente problemática.

TD Bank, capital One y Signature Bank, JP Morgan Chase, Bank of America y Wells Fargo fueron los bancos nombrados en el acto de reivindicación de este grupo en el que participó el defensor del Pueblo, Jumanee Williams, y también cuenta con el apoyo de concejales como Carlos Menchaca, Helen Rosenthal y Band Lander.

Los organizadores comunitarios quieren que la ciudad rompa sus lazos con la banca y establezca un banco municipal público que pueda dedicar los fondos a invertir en vivienda asequible, pequeños negocios, cooperativas de trabajadores y energías renovables.

“Los bancos de Wall Street dan prioridad a los beneficios a corto plazo para sus ejecutivos y accionistas en detrimento de las personas, comunidades y en planeta. El dinero público no debe estar bajo ninguna circunstancia implicado en un modelo de negocio destructivo”, aseguraba Ali Issa del New Economy Project en un comunicado.

En el mismo comunicado Williams explicaba que los bancos comerciales han elegido los beneficios sobre las personas. El concejal Lander ha sido uno de los que ha aplaudido la iniciativa de una institución financiera pública “que nos de la oportunidad de alinear la inversión de nuestro dinero público con los valores que compartimos”.