4 remedios caseros para aliviar los pezones irritados al amamantar

Las propiedades de la propia leche materna la convierten en un remedio casero muy útil y efectivo

4 remedios caseros para aliviar los pezones irritados al amamantar
Foto: Shutterstock

Uno de los efectos no muy agradables de la maternidad es el continuo dolor e irritación de los pezones como consecuencia de la lactancia. No es una situación grave, pero las molestias son dolorosas.

Las molestias pueden tratarse con remedios caseros, y si no lo sabías, a continuación te presentaremos 4 remedios  que puedes aplicar en casa para aliviar tus pezones adoloridos.

1. Calor húmedo

Según Eres Mama, mediante el calor húmedo podemos aliviar el dolor de los pezones irritados por sus efectos calmantes, pero además podremos estimular la sanación rápida del pezón. Es un remedio que puede aplicarse también para los casos de congestión mamaria.

Moja un paño o toalla limpia en agua y escurre. Deja la toalla colocada en el pezón hasta que la temperatura disminuya de manera que quede en temperatura ambiente. Cuando esto ocurra, repite el proceso.

2. Bálsamos y ungüentos

En el mercado hay diversidad de bálsamos y ungüentos capaces de tratar pezones irritados. No todas las mujeres experimentan los mismos efectos con todas las cremas, por lo que tienes que consultar con un especialista para determinar cuál es el mejor para tu salud.

senos

3. Almohadillas de hidrogel

Las almohadillas están especialmente diseñadas para calmar el dolor que causa la lactancia en los pezones. Son hojas hechas de silicona que generan una barrera contra el roce. Por su composición, son refrescantes y calmantes.

4. Leche materna

El ultimo remedio casero surge de la lactancia misma. La leche materna contiene emolientes naturales que tienen una alta efectividad para la sanación de los pezones adoloridos. Es ideal cuando hay presencia de heridas o grietas en los pezones.

Exprime algunas gotas de tu propia leche materna y frota sobre el pezón. Espera a que la leche se seque del todo antes de cubrir.

Con esta información, esperamos que tengas un mayor conocimiento respecto a los remedios caseros que puedes aplicar para que la lactancia sea menos dolorosa para ti, de modo que puedas disfrutar tu maternidad con plenitud.