¿Qué es la enfermedad de la bofetada y cuáles son sus causas?

La enfermedad de la bofetada afecta principalmente a niños en edad escolar

¿Qué es la enfermedad de la bofetada y cuáles son sus causas?
Foto: Shutterstock

La enfermedad de la bofetada también es conocida como eritema infeccioso, megaloeritema o quinta enfermedad. Se produce por un virus llamado parvovirus B19 que afecta principalmente a niños y adolescentes entre 5-14 años. Pese a esto, también puede afectar a adultos jóvenes.

Los síntomas principales, según faros.hsjdbcn.org, incluyen malestar general, dolor muscular, fiebre, catarros y dolores articulares. Estos síntomas se unen a una erupción de color rojo intenso en toda la piel, comenzando en las mejillas; pareciendo que el niño ha recibido una bofetada (de aquí su nombre).

¿Cuáles son las causas de la enfermedad de la bofetada?

Esta enfermedad es contagiosa, y los brotes se esparcen principalmente en las aulas de clases. A través de moco nasal, gotas de saliva o mediante vía respiratoria es que se puede contagiar más fácil la enfermedad de la bofetada.

Complicaciones

Cuando la erupción se extiende al cuerpo, las manchas pueden tomar un tono más tenue. Pero si se expone al sol, al calor ambiental o al ejercicio físico, la erupción puede agudizarse.

Incluso luego de estos síntomas, las articulaciones de las rodillas, muñecas y tobillos pueden inflamarse, causando mucho dolor. Más complicado aún es para las personas con anemia hemolítica crónica que les produce crisis anémica, ya que el virus afecta las células de los glóbulos rojos.

Foto: Shutterstock

En una mujer embarazada este virus también puede ser complicado, el feto puede adquirir el parvovirus B19 a través de la placenta y agravarse por ello.

La parte positiva es que la erupción suele desaparecer sin tratamiento en tan solo unas semanas, y por lo general no produce picor. Por esto el tratamiento solo se aplica para atacar el malestar y la fiebre.

Debe asistir a atención médica, o llevar al niño, en caso de presentar estos síntomas, para recibir exploración física y estudio que descarte si se trata de la enfermedad de la bofetada.