Las medidas que tomará McDonald’s para reabrir sus restaurantes

La cadena envió a los franquiciatarios una extensa guía de recomendaciones para reabrir las unidades
Las medidas que tomará McDonald’s para reabrir sus restaurantes
Las recomendaciones buscan prevenir contagios.
Foto: JUAN MABROMATA / AFP via Getty Images

La vuelta a la normalidad se acerca. En todo el país los restaurantes han comenzado a abrir con ciertas restricciones y las cadenas de comida rápida no son la excepción.

McDonald’s envió a sus franquiciatarios estadounidenses una guía de operación de 59 páginas de cara a la reapertura de sus unidades.

El gigante de la comida rápida ha pedido a los operadores que impongan el distanciamiento social, limpien los baños cada media hora y apaguen las maquinas de refrescos si no hay un empleado operándolas.

Las cadenas de comida rápida han resistido mejor la crisis, gracias a sus precios baratos y a su servicio “drive-thru”. Pero los operadores buscan alternativas para compensar las pérdidas financieras por las medidas de distanciamiento social impuestas por el avance del COVID-19.

Entre sus recomendaciones, McDonald’s sugiere que los franquiciatarios compren un lavabo automático de US$718 para reducir el contacto con las manos en los baños.

La empresa anunció el miércoles que aportará alrededor de US$100 millones a fondos de marketing agrupados por franquiciados estadounidenses. La compañía también planea distribuir “asistencia financiera dirigida” a los operadores más afectados por el coronavirus.

Una vez que los gobierno locales determinen que los restaurantes pueden reabrir, un directivo de zona de McDonald’s determinará si las ubicaciones en esa área geográfica pueden comenzar a operar. La decisión recaerá en cada uno de los franquiciatarios.

“Le pedimos que recuerde: solo tenemos una oportunidad de hacer esto de la manera correcta”, escribe la compañía su guía.

Chick-fil-A y la compañía matriz de Burger King, Restaurant Brands International, tambnién han compartido algunos cambios en la reapertura de sus restaurantes, como páneles de plexiglás en los mostradores.

McDonald’s también pondrá paneles protectores en los mostradores de ventanilla en todos sus restaurantes de EEUU y sus empleados podrán dirigirse a los clientes que no porten máscarillas o cubrebocas.

Durante los primeros meses de la reapertura, los lugares de juego permanecerán cerrados.