Su respuesta al Censo del 2020 puede hacer la diferencia para Nueva York

Contenido Patrocinado
Su respuesta al Censo del 2020 puede hacer la diferencia para Nueva York
Es hora de todos los neoyorquinos respondan al cuestionario del Censo. Foto: Oficina del Censo.
Foto: Cortesía

La Oficina del Censo continúa desplegando todo el esfuerzo necesario para garantizar la mayor participación de las comunidades en el conteo poblacional que se realiza cada 10 años en el país.

Este año, pese al reto que ha significado la pandemia de COVID-19 que hizo que miles de personas se confinaran en casa y como consecuencia, la fecha límite para responder el cuestionario se extendiera hasta el 31 de octubre, hay optimismo para que la tasa de respuesta sea mayor que en el censo anterior.

En 2010, la tasa de auto-respuesta en Nueva York fue del 62 %, mientras que el promedio nacional fue del 76 %. En algunos vecindarios, las tasas de auto-respuesta fueron tan bajas como 35 %. Esto significa que la ciudad de Nueva York ha sido históricamente menos contada; y es esto precisamente lo que los neoyorquinos no pueden permitir que vuelva a suceder.

El censo reivindica derechos

Julie Menin, directora del Censo del 2020 de la ciudad de Nueva York, hizo notar que, adicionalmente a la pandemia, las protestas nacionales con respecto a la brutalidad policial subrayan la importancia de completar el conteo de este año.
“En este momento muy doloroso en nuestra ciudad y nuestro país, el censo es realmente un asunto de derechos civiles”, subrayó Menin. “Asegurarnos de que nadie sea invisible, garantizar que todos obtengan los derechos que merecen es nuestra misión crucial, especialmente se busca que las comunidades que tradicionalmente han sido desatendidas y subestimadas, obtengan todos los recursos y del poder político que merecen”.

El Censo del 2020 determinará cómo más de $ 675 mil millones de dólares en fondos federales serán asignados a los estados cada año.

El impacto de la pandemia

La pandemia obliga a la ciudad a cambiar el enfoque de divulgación del Censo, ya que se habían planeado 300 sitios emergentes del Censo para bibliotecas públicas, lugares de culto y organizaciones comunitarias.

“Ahora tenemos que hacer todo de forma virtual. Las reuniones en persona han sido canceladas”, dijo Menin.
Menin observó que la baja tasa de respuesta de Nueva York en el Censo de 2010, que estuvo un 14 % por debajo del promedio nacional, tuvo un impacto en la capacidad de la ciudad para manejar la pandemia.

“Si más neoyorquinos hubieran completado el Censo en 2010, podríamos haber contado con más fondos en este momento para atención médica u hospitales”, dijo.

Hasta ahora, la tasa de respuesta de Nueva York para el Censo 2020 es del 51 %, en comparación con un promedio nacional de 60.5 %.

Con una tasa de respuesta baja en áreas afectadas por la pandemia del COVID-19, la ciudad ha centrado la atención en aumentar la participación en comunidades como en Corona, Cypress Hills y Borough Park.

Varios vecindarios están teniendo un buen desempeño en el Censo del 2020, incluida Co-op City (tasa de respuesta del 67 %) y Parkchester (61.5 %).

El aporte de los voluntarios

La directora de campo, Kathleen Daniel, dijo que la Oficina del Censo en Nueva York tiene más de 8,000 voluntarios que se enfocan en la divulgación del proceso utilizando aplicaciones de mensajería.

“Nos hemos duplicado en otras tácticas”, dijo Daniel, incluyendo la emisión de 5.6 millones de mensajes de texto. “Desde el 12 de marzo, nuestro equipo ha llamado a medio millón de personas a través de bancos de teléfonos”.
El alcance del Censo también se realiza a través de reuniones y seminarios virtuales.

Además, el Censo del 2020 de la ciudad de Nueva York se ha asociado con docenas de agencias de la ciudad para incorporar los mensajes del censo en su trabajo diario.

El Departamento de Protección del Medio Ambiente (DEP) ha insertado literatura del censo en las facturas de agua, NYCHA ha hecho lo mismo para las listas de consultas y el Departamento de Servicios Sociales (DSS) está recordando a todos los clientes que reciben el beneficio de SNAP y asistencia en efectivo que completen el censo.

“Estamos pensando en todas las formas en que los neoyorquinos están recibiendo servicios en este momento, y estamos tratando de usarlos para conectarlos con la información del censo y, en algunos casos, incluso ayudarlos a que completen su formulario”, dijo Amit S. Bagga, director adjunto del Censo del 2020 de la ciudad de Nueva York.

Para llegar a más de 1 millón de neoyorquinos con dominio limitado del inglés, la ciudad ha creado 15 grupos de idiomas diferentes en aplicaciones como We Chat, Viber y WhatsApp.

“Esto es realmente importante en momentos en que el contacto en persona es prácticamente imposible”, dijo.

Cómo se utilizan los datos del censo

Los fondos federales, las subvenciones y el apoyo a los estados, los condados y las comunidades se basan en los totales de población y los desgloses por sexo, edad, raza y otros factores.

Al participar en el Censo del 2020, estarás ayudando a tu comunidad a obtener una parte justa de los 675 millones de dólares en fondos federales que se gastan en escuelas, hospitales, carreteras, obras públicas y otros programas vitales.

Entre los usuarios de los datos del censo destacan:

Los gobiernos locales: para la seguridad pública y la preparación para emergencias.

Los residentes: para apoyar iniciativas comunitarias que involucran legislación, calidad de vida y defensa del consumidor.

Las empresas: para decidir dónde construir fábricas, oficinas y tiendas y generar empleos.

Los promotores inmobiliarios: para construir casas nuevas y revitalizar barrios antiguos.

Para obtener más información sobre el Censo, por favor visite 2020census.gov/es.