10 datos curiosos de los tacos que todo mexicano debe saber

No existían los tacos de carnitas, eran de pescado, escamoles y nopales

10 datos curiosos de los tacos que todo mexicano debe saber
Los tacos existen en México desde de la época prehispánica.
Foto: William Neuheisel / Creative Commons

El taco es el antojito más popular de México. Su base es una tortilla, que por lo general es de maíz doblada o enrollada con un relleno. La variedad de tacos es extensa de acuerdo a su preparación y los distintos ingredientes, con todos los que te puedas imaginar: vegetales, aves, carne roja, pescado, gusanos

Unos buenos tacos se sirven acompañados de su ensalada que puede llevar hasta rábanos, nopalitos y cebollín, limón (dependiendo el tipo de taco), y si hay algo que no puede faltar es la salsa. No importa si son tacos de carnitas, de suadero, de pastor, de birria, de cabeza o de guisado; el chile siempre esta presente en los antojitos mexicanos.

Antes de que se te siga haciendo agua la boca, vamos con las 10 curiosidades del taco:

Existen desde la época prehispánica

Se cree que los tacos existen en México desde de la época prehispánica. Tras las largas jornadas de trabajo, los indígenas necesitaban contar con un alimento que los nutriera y diera fuerza, pero que a su vez fuera fácil de llevar a su lugar de trabajo, así se inventó el enrollar la comida en las tortillas de maíz y nació el taco.

No existían los tacos de carnitas

Los “tacos de carnitas” no existían antes de la llegada de los españoles a México, ya que no había cerdos en tierra azteca.

En los relatos de Bernal Díaz del Castillo se señala un banquete con el emperador Moctezuma, donde se ofrecieron tortillas que se rellenaban de pescado, caracoles, escamoles (hueva de hormiga) nopales, entre otros guisos.

Fueron discriminados

Actualmente el gusto por los tacos no distingue de clases sociales y se encuentra hasta en los restaurantes más reconocidos de México, como el Pujol. Pero en la época del Porfiriato (1976-1911) los tacos eran considerados como comida para pobres; las clases altas consumían pan, como se estilaba en Europa.

Hay más de mil recetas distintas de tacos

Se estima que en la actualidad existen poco más de mil recetas distintas de tacos según publica la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural de México. Los más conocidos son los de canasta, suadero, placeros (aguacate con chicharrón), ahogados, gobernador (camarones con queso), de carnitas, dorados de pollo o papa, de mixiote, cochinita pibil, al carbón y por supuesto, los famosísimos tacos al pastor.

Tacos de canasta surgieron en las minas

Feria del taco de canasta en San Vicente Xiloxochitla (Tlaxcala, México). Foto: YLinaresB/Creative Commons

Los tacos de canasta tienen su origen en las regiones mineras de Hidalgo y Guanajuato y se les conocía como tacos mineros. Son unos tacos de guisado que los vendedores guardan y trasportan en una canasta, cubiertos de papel, plástico y tela que los hace sudar y los mantiene calientitos.

Jardín de cebolla

La ensalada que pones a tus tacos de pastor de cebolla y cilantro con piña y bañada en salsa también se le llama “jardín” de cebolla.

Taquerías desde el siglo XIX

Las taquerías iniciaron como puestos ambulantes desde finales del siglo XIX. Actualmente hay taquerías establecidas como restaurantes, puestos en la calle y también vendedores que circulan en carritos y bicicletas, ¡como Lady Tacos!.

La taquería más antigua

Tacos Beatriz es uno de los primeros establecimientos que se convirtieron oficialmente en taquería en 1910, fundada por Beatriz Muciño Reyes. La taquería era reconocida por Don Porfirio Díaz y frecuentada por el revolucionario Emiliano Zapata, que se dice también pedía tacos para su caballo. La taquería se encuentra en la Plaza de la Constitución en el primer cuadro de la Ciudad de México.

Tacos al espacio

El astronauta John Glenn incluyó tortillas en el menú de su transbordador espacial Discovery, en 1998.

Los tacos de cochinita de Yucatán

Los tacos de cochinita pibil nacieron en Yucatán. Se dice que fue el primer sitio dentro de nuestro continente donde se llegó a probar la carne de cerdo. “Pib” o “Pibil” es una palabra maya, significa “enterrado” o “cocinado bajo la tierra”, un método de cocción de la carne.

Ahora corre por tus tacos, de cerdo, maciza, chamorro, chicharrón, cueritos, cabeza, tripas, sesos, barbacoa, de pescado o vegetales, ¡de lo que más te gusten!