Los errores de higiene más comunes que cometes al ducharte

Hay errores que cometemos durante el aseo que perjudican nuestra higiene personal

Los errores de higiene más comunes que cometes al ducharte
Foto: Shutterstock

Las duchas están destinadas a ser el momento del día en que nos higienizamos por completo para librarnos de gérmenes y bacterias. Sin embargo, puede que esto no sea así si consideramos los siguientes errores que cometemos comúnmente cuando nos duchamos.

Bañarse en exceso

Según un artículo del diario El Español, bañarse todos los días por higiene está bien, pero no es estrictamente necesario, ya que deberíamos bañarnos principalmente solo si tenemos suciedad.

Incluso, bañarse todos los días puede ser contraproducente porque estaríamos eliminando la capa de lípidos que protege nuestra piel de los agentes externos, como los rayos ultravioleta.

Además, una mayor exposición al jabón puede provocar que nos deshagamos de toda la grasa de la piel, incluso la que necesitamos para una buena salud de la dermis.

Usar jabones perfumados

Es usual hacer uso de jabones perfumados para limpiar nuestra piel, pero este es un error importante porque los jabones perfumados son más irritantes. Debido a esto, es preferible emplear jabones neutros que sean menos dañinos para la piel humana.

ducha relajante
Foto: Shutterstock

No realizar limpieza facial

La piel de la cara es especial respecto a la del cuerpo en general. Por ejemplo, sí es preferible realizar limpiezas faciales diarias porque la piel de la cara acumula grasa a lo largo del día. En estos casos, la limpieza facial tiene una función reguladora sobre la grasa.

Esta limpieza facial se realiza de mejor modo con cremas faciales, cuyo uso es indistinto respecto al sexo. Es preferible que dichas cremas contemplen nuestro tipo de piel para percibir mejores resultados.

Si reconocemos estos y otros errores típicos al ducharse y los corregimos, asearnos será una actividad más placentera y agradable. Además, tendremos mayores garantías respecto a nuestra salud al librarnos de gérmenes y bacterias de mejor modo.