Selección Peruana podría robarle al Tri a la sensación de la Liga MX, Santiago Ormeño

El jugador del Puebla es nieto del exportero inca Walter Ormeño
Selección Peruana podría robarle al Tri a la sensación de la Liga MX, Santiago Ormeño
Santiago Ormeño le anotó un golazo a las Chivas.
Foto: Imago7

El fin de semana, el delantero del Puebla, Santiago Ormeño, se robó los reflectores tras anotarle un golazo a las Chivas, con el que su equipo se llevó el triunfo y con el que además, logró estar en el 11 ideal de la jornada 3 del Guard1anes 2020.

El futbolista comenzó a ganar popularidad en los últimos meses por su participación en la eLiga MX, torneo virtual que sirvió como entretenimiento durante el confinamiento por coronavirus en México, convirtiéndose en uno de los “gamers” más destacados, pero ahora se habla de él por lo que hace en la cancha.

Lo que muy pocos saben es que Santiago es nieto del exportero peruano Walter Ormeño, quien jugó en México para equipos como América, Atlante y Morelia, incluso se nacionalizó mexicano.

Por su ascendencia, Ormeño también cuenta con la nacionalidad peruana, y por ello, ha hecho mucho ruido en aquel país donde ya piden que Ricardo Gareca, técnico de la selección inca, llame al delantero de “La Franja” al combinado nacional, al que podría ir sin ningún problema ya que no ha sido llamado aun por la Selección Mexicana.

Hace unas semanas, el jugador de 26 años dijo en entrevista para De la Tribuna que le abriría las puertas a la Selección de Perú en caso de tener un llamado.

“Tengo la doble nacionalidad, ya que mi padre y abuelo son peruanos. Yo fui a jugar a Perú como peruano, toda mi familia paterna es peruana y tengo los colores muy cerca de mí, aunque yo nací en México… En cuanto a la posibilidad de un llamado a la selección lo evaluaría. Perú es mi país al igual que México y no hay una gran diferencia. Elegir no sería fácil, pero el tiempo acomoda todo y me encantaría jugar en Perú por qué no“. declaró.

Ormeño nació en la Ciudad de México y se formó en las fuerzas básicas del América, pasó por Pumas, Lobos BUAP hasta llegar al Puebla, al que dejó por unos meses para ir a probar suerte a Perú en el Real Garcilaso, aunque regresó con los “camoteros” para ser dirigido por su compatiota, Juan Reynoso