Fiscalía en México aplicará protocolo de feminicidio en caso de Jonathan Santos, activista LGBTQ asesinado en Zapopan

La Fiscalía General del Estado (FGE) de Jalisco maneja tres líneas de investigación
Fiscalía en México aplicará protocolo de feminicidio en caso de Jonathan Santos, activista LGBTQ asesinado en Zapopan
Jonathan Santos, asesinado en Zapopan de un disparo en la cabeza, era un activista de la comunidad LGBTQ.
Foto: Getty Images

Ciudad de México – La Fiscalía General del Estado (FGE) de Jalisco informó que se abrieron tres líneas de investigación en el caso del joven Jonathan Santos, estudiante de la Universidad de Guadalajara (UdeG) y activista LGBTQ, quien fue asesinado durante la madrugada de ayer.

El fiscal estatal, Gerardo Octavio Solís Gómez, precisó que tanto el Ministerio Público y la Policía de Investigación (PDI) ya trabajan en las indagatorias, las cuales partirán de las premisas por crimen de odio, crimen pasional o robo con arma de fuego.

“Podríamos decir que tenemos tres líneas principales. La primera, por razones de sus preferencias sexuales, estaríamos hablando de un posible crimen de odio. En esa misma línea de las preferencias de este joven, estaríamos hablando de un crimen pasional, es una posibilidad. Y no descartamos tampoco la posibilidad del robo dado las circunstancias en las que sucedió el hecho”, explicó.

Durante una rueda de prensa llevada a cabo esta mañana, el titular de la FGE explicó que como parte del esclarecimiento de los hechos, se decidió iniciar las investigaciones con el protocolo de feminicidio “por las preferencias del joven”.

El funcionario detalló que Jonathan, de 18 años, asistió a una fiesta durante la noche del 10 de agosto. De ésta, se habría retirado alrededor de las 2:00 horas del día siguiente. Sin embargo, no se dijo en que zona fue el convivo al que asistió junto con otros jóvenes.

En la conferencia de prensa, apuntó que ayer mismo se tomaron cuatro declaraciones por el caso y que el día de hoy se rendirían otras dos, “más las que puedan lograr” en el transcurso de las primeras investigaciones.

Aseguró que se está trabajando con la familia, vecinos, compañeros de trabajo y de estudios para “arribar a conclusiones que nos defieran una teoría del caso más certera”.

Solís Gómez constató la importancia de saber quién fue la última persona que vio o estuvo con Jonathan Santos. Sin embargo, aclaró que hasta el momento no hay ninguna consigna de amenza o conflictos previos a su muerte.

Señaló que se trabaja en coordinación con Derechos Humanos, la Federación de Estudiantes de Guadalajara (FEU) y con el área de feminicidios de la Fiscalía.

Además, cuenta con la asesoría de la Coordinación Especializada de Atención a Delitos por diversidad sexual, que fue creada recientemente ante el alza de casos de homofobia.

“Vamos adelantados con bastantes datos de prueba, esperamos en los próximos días tener más claro el panorama, ya con algunos indicios concluyentes de los posibles actores responsables”, finalizó.

Santos fue hallado sin vida el día de ayer en calles del municipio de Zapopan, Jalisco.

De acuerdo con los reportes, la Policía Municipal reportó que el cuerpo del joven de 18 años tenía un disparo con arma de fuego en la cabeza. Su cadáver se encontraba sobre el cruce de las calles Piedra Lisa y Brillante, colonia Balcones de la Caldera.

Con el hashtag #JusticiaParaJonathanSantos, cientos de personas mostraron su indignación por lo ocurrido y expusieron que la muerte del también activista se debe a un presunto crimen de odio impulsado por la homofobia.