Mejores y peores alimentos que comer si tienes hemorroides

Los frijoles y lentejas entre los más recomendados cuando se tienen hemorroides
Mejores y peores alimentos que comer si tienes hemorroides
Las legumbres tienen un alto contenido en fibra.
Foto: Ella Olsson / Pexels

Las hemorroides son comunes tanto en hombres como en mujeres y afectan aproximadamente a 1 de cada 20 estadounidenses según datos del Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales.

Los síntomas por tener las venas hinchadas alrededor del ano o en la parte inferior del recto. En ambas formas, cuando las heces que pasan pueden causar dolor y sangrado.

Para ayudar a tratar y prevenir las hemorroides. Se debe procurar una alimentación saludable y que ayude a que las heces sean más blandas y fáciles de pasar, con ello habrá un menor esfuerzo durante las deposiciones.

Los mejores alimentos si tienes hemorroides son los cereales integrales, las legumbres, las frutas y verduras con alto contenido en fibra.

Fibra

La fibra puede ayudar a los alimentos a moverse a través de tu sistema digestivo. Lo que hace que se pueda prevenir el estreñimiento.

Incrementa tu consumo de fibra gradualmente a su dieta lentamente. Si lo haces demasiado rápido te provocar gases, distensión y cólicos. A mayor cantidad de fibra es importante beber más líquidos, de 8-10 vasos todos los días.

¿Cuánta fibra necesitas? 28 gramos por día para una dieta de 2000 calorías.

Consume:

Granos

Foto: Alexander Mils/Pexels

Los cereales integrales son de los alimentos con mayor cantidad de fibra. Una porción de ¾ de taza de cereal listo para comer con alto contenido de fibra puede aportarte de 9,1 a 14,3 gramos.

La avena un cereal beneficioso. Contiene fibra soluble e insoluble y contribuye a la regularidad intestinal y a la prevención del estreñimiento. Tiene la capacidad de aumentar el peso y el contenido de agua de las heces, haciéndolas más fáciles de evacuar.

Las fibras de cereales, que se encuentran en el salvado de trigo y el salvado de avena, se consideran más eficaces que la fibra de frutas y verduras.

Frijoles, lentejas y otras legumbres

sopa de lentejas
Foto: Shutterstock

Los frijoles son ricos en fibra por ejemplo: media taza de frijoles blancos, cocidos aporta 9,6 gramos de fibra y los frijoles pintos, cocidos 7,7 gramos. Las legumbres como las lentejas también son beneficiosas por su fibra y una fuente de prebióticos que alimentan la flora intestinal.

Manzanas con piel

Foto: PxHere

Consume peras, manzanas y ciruelas. Las manzanas contienen fibra soluble e insoluble. La pectina es un tipo de fibra soluble que puede ayudar a prevenir el estreñimiento. La pectina también es fermentada por bacterias beneficiosas en el colon, que producen ácidos grasos de cadena corta que pueden desempeñar un papel en la prevención de enfermedades crónicas, incluidos ciertos cánceres y trastornos intestinales publica la Fuente de la Nutrición de Harvard. 

Una manzana mediana, con piel aporta 4,4 gramos de fibra.

Guisantes

Foto: R Khalil/Pexels

Entre los vegetales con alto contenido en fibra están los guisantes. Media taza de guisantes cocidos aporta de 3,5 a 4,4 gramos de fibra.

Apio

Foto; Ineta Lidace en Pixabay

Algunas verduras y frutas tienen fibra y mucha agua, ambas son necesarios para evitar el estreñimiento. Los pepinos, el apio, los pimientos morrones suaves y la sandía son más del 90% en agua.

Completar tu ingesta de fibra

Si necesitas completar tu ingesta de fibra , también puedes probar con un suplemento de fibra de cáscara de psyllium, como Metamucil o un equivalente genérico. Si el psyllium causa gases o hinchazón, puedes probar un suplemento que contenga dextrina de trigo o metilcelulosa.

¿Qué debes evitar?

Foto: Dzenina Lukac/Pexels

Alimentos con poca fibra que empeoren tu estreñimiento.

  • Pan blanco y otros panes hechos con harina refinada
  • Queso
  • Papas fritas y en general las frituras
  • Carne
  • Alimentos procesados ​​como salchichas, comidas congeladas y comida rápida
  • Consumo elevado de sal.

Busca atención médica si tienes síntomas después de 1 semana de tratamiento en el hogar o tienes sangrado por el recto.