Demócratas ganarían la Cámara y quizá el Senado

Incluso el líder republicano en el Senado, Mitch McConnell, reconoce una contienda cerrrada

Demócratas ganarían la Cámara y quizá el Senado
El republicano Mitch McConnell, líder del Senado.
Foto: EFE

Los demócratas tienen un escenario mixto en la batalla del Congreso. La buena noticia es que podrían ampliar su mayoría en la Cámara de Representantes, aunque la mala es que la batalla por el Senado se extendería ante cerrada contienda con republicanos.

Según un reporte de The Hill, la mayoría de los 30 demócratas que representan distritos con votantes indecisos que el presidente Donald Trump logró cooptar en 2016 son los favoritos para ganar.

A los demócratas les beneficia el pésimo manejo de la pandemia de COVID-19 del Gobierno del presidente Trump.

Los republicanos están preocupados, porque algunos de sus territorios enfrentan problemas para mantenerlos, reconoció un estratega de ese partido.

Eso no significa que no haya demócratas “vulnerables”, pero son apenas unso cuantos en consideración con los republicanos, aunado a que todavía tienen posibilidades de ganar.

A los demócratas les beneficia también la recaudación de fondos, ya que han superado por $60 millones a sus homólogos.

…Y el Senado

En otro reporte, el portal político señala que el control del Senado podría prolongarse más allá del 3 de noviembre, a pesar de que los demócratas podrían lograr la mayoría por primera vez desde 2014.

Hay una docena de estados donde los republicanos enfrentan serios problemas, pero las reñidas contiendas incluso podrían requerir meses conocer a los ganadores.

“Los legisladores y funcionarios advierten que la cantidad de contiendas reñidas… y la afluencia de votantes por correo y ausentes significan que podrían pasar semanas o meses antes de saber qué partido controlará el Senado”, reconocen los funcionarios.

El propio líder actual de la mayoría en el Senado, Mitch McConnell (Kentucky.), reconoció el incierto escenario.

Cook Political Report estima que los demócratas obtendrían entre dos y siete escaños en competencia, lo que podría darles la mayoría o reducir la ventaja de los republicanos.