Una niña de seis años encontró una bala en su bolsa de Cheetos

La imagen es sorprendente. La empresa ya reaccionó al suceso en Montana

Una niña de seis años encontró una bala en su bolsa de Cheetos
Apareció una bala en una bolsa de Cheetos
Foto: Rachel Murray / Getty Images

Singular sorpresa se llevó una niña de seis años de Montana cuando degustaba una bolsa de Cheetos Flamin’ Hot. En el interior había una bala que estaba cubierta como el resto de las frituras, por saborizante.

La madre de la menor, Chelle Kenmille, fue quien se encargó de viralizar las imágenes a través de su cuenta de Twitter.

“Encontramos una bala en la bolsa de Flamin’ hot Cheetos que compramos ayer para mis hijos”, escribió la mujer en redes sociales.

Bow Horn Weasel, padre de la niña que tuvo la desagradable sorpresa, contactó a la empresa Frito-Lay para hacerles saber del incidente. El hombre descartó por el momento entablar una demanda en contra de la empresa.

“Lamentamos mucho la tardanza en la respuesta. Te agradecemos mucho llamar nuestra atención. Tomamos esto muy en serio y queremos saber más”, respondió a principios de abril la empresa a través de sus redes sociales.

Para muchos internautas, este caso evidenció dos grandes problemas que aquejan a los Estados Unidos. La comida chatarra y la proliferación de armas de fuego.

De hecho, los Cheetos son considerados como uno de los 10 productos que alimentan poco y tienen una gran cantidad de grasas saturadas.

Los cheetos son un bocadillo no saciante que te hará aumentar tu consumo de calorías, grasa saturada y sodio. También tienen azúcar, muchos condimentos, colorante y aditivos como el glutamato monosódico (por eso te gustan tanto). Además, difícilmente comerás solo una porción, puedes terminar con la bolsa.

A largo plazo, las dietas ricas en papas y los alimentos ricos en carbohidratos y de digestión rápida similar pueden contribuir a la obesidad, la diabetes y las enfermedades cardíacas.

Por otro lado está el tema del fácil acceso a las armas de fuego en la Unión Americana. A penas el jueves el presidente Joe Biden anunció una serie de medidas para limitar la proliferación de armas, que han dejado múltiples tiroteos a lo largo de los años.

En lo que va del año se han registrado 11,424 muertes por acciones con armas de fuego en los Estados Unidos, incluidos 132 tiroteos, como el ocurrido en Boulder, Colorado, el 22 de marzo, donde 10 personas fueron asesinadas, según Gun Violence Archive.

El presidente Joe Biden había adelantado durante su campaña que tomaría acciones importantes en la lucha contra el uso de armas de fuego, como endurecer la revisión del historial de quienes pueden comprar legalmente, así como empujar la prohibición de la venta de equipo de asalto y luchar contra las llamadas “armas fantasma”, aquellas que se trafican por partes.

Sigue leyendo: El 40% de los Marines han rechazado vacunarse contra el Covid-19