Kim Kardashian, demandada por sus empleados por explotación

La acusan de no pagar a tiempo sus salarios, de retener el 10% de los mismos para cubrir impuestos, de no abonarles las horas extras y no tener pausas para descansar

Un representante de Kim Kardashian comentó que ella se deslinda completamente de las acusaciones.
Un representante de Kim Kardashian comentó que ella se deslinda completamente de las acusaciones.
Foto: MANDEL NGAN. / AFP / Getty Images

Un grupo de empleados domésticos que trabajaron en la mansión que Kim Kardashian tiene en Hidden Hills han presentado una demanda en su contra.

La razón de esta acusación es que Kim no les pagó el salario acordado además de que descontaba el 10% para cubrir impuestos, no abonaba las horas extras que terminaban trabajando y no les permitía realizar pausas para comer a lo largo de la jornada laboral.

Uno de ellos, de 16 años, afirma que lo obligaron a trabajar más del máximo de 48 horas semanales permitidas por la ley para un empleado menor de edad, lo cual se considera un caso de violación de trabajo infantil, y otro sostiene que fue despedido en el acto cuando preguntó sobre horas extras, impuestos y descansos.

Al respecto, los documentos judiciales presentados en Los Ángeles informan que muy pronto los empleados podrían emprender más acciones legales en contra de ella, pues según el representante legal de estos, existe una larga lista de quejas sobre las condiciones de trabajo en la casa de la multimillonaria.

“El robo de salario y otras infracciones en el lugar de trabajo son un problema generalizado en Los Ángeles. Estamos actualmente investigando otras posibles violaciones contra estos acusados”, citó Page Six de acuerdo a la demanda que logró obtener.

Por su parte, un representante de Kim aseguró que el personal detrás de la demanda no había sido contratado directamente por ella, sino a través de un tercero y que por ese hecho ella no se hará responsable de los acuerdos a los que hayan podido llegar entre ellos.

“Estos trabajadores fueron contratados y pagados a través de un proveedor externo contratado por Kim para brindar servicios continuos. Kim no es parte del acuerdo realizado entre el proveedor y sus trabajadores, por lo tanto, no es responsable de cómo el proveedor administra su negocio y de los acuerdos que ha hecho directamente con su personal”, declaró el representante.

Por último, también agregó que, aunque la exesposa de Kanye West se deslinda completamente de estas acusaciones, sí mantiene la esperanza de que esto se aclare de la mejor manera.

“Kim nunca ha pagado a un proveedor por sus servicios y espera que el problema entre estos trabajadores y el proveedor que los contrató se pueda resolver pronto de manera amistosa”, finaliza la declaración.