A dos años de la masacre en El Paso, Biden condena el odio contra los inmigrantes

El presidente aseguró que el tirador se equivocó al pensar que su odio hacia los inmigrantes podría resultar más poderoso que la cultura y la vitalidad de la gente de El Paso

La comunidad de El Paso recuerda a las víctimas.
La comunidad de El Paso recuerda a las víctimas.
Foto: Getty Images

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, condenó este martes los actos de odio contra los inmigrantes y describió el supremacismo blanco como “la amenaza terrorista más letal” en su país en los últimos años, con motivo del segundo aniversario del tiroteo de El Paso (Texas).

En un artículo de opinión, el mandatario envió su “amor” y apoyo a los seres queridos de las 23 víctimas del tiroteo de El Paso, que marcó la peor masacre de hispanos de la historia reciente de Estados Unidos.

“Este día sombrío es un recordatorio del trabajo que queda por hacer para sanar el alma de esta nación”, escribió Biden en su artículo, publicado en el diario local “El Paso Times”.

El 3 de agosto de 2019, un joven supremacista blanco que había condenado en un escrito lo que consideraba “una invasión hispana de Texas” irrumpió en un supermercado de Walmart en El Paso y mató a 23 personas, la mayoría latinos.

El autor de ese tiroteo “pensó que su odio hacia los inmigrantes podría resultar más poderoso que la cultura y la vitalidad de la gente” de El Paso, pero “se equivocó”, opinó Biden.

“Sin embargo, la comunidad de inteligencia de Estados Unidos ha confirmado lo que la gente de El Paso sabe muy bien: la amenaza terrorista más letal para nuestra patria en los últimos años ha sido el terrorismo doméstico basado en el supremacismo blanco”, subrayó el presidente.

“No podemos ignorarlo. Debemos enfrentar a la propagación de la violencia llena de odio en todas sus formas”, agregó.

Biden aseguró que su Gobierno está “tomando medidas para reducir la radicalización en línea y el reclutamiento con fines violentos”, además de para “desmantelar las redes que inspiran esa violencia por parte de los terroristas domésticos y los grupos de odio”.

También insistió en la necesidad de un mayor control de armas de fuego, para “acabar con la plaga de violencia” que generan en el país.

Recalcó que el Congreso debería “prohibir las armas de guerra, las armas de asalto y los cargadores de alta capacidad, tal como los que se usaron para devastar y herir” a las víctimas del tiroteo de El Paso.

“Debemos trabajar juntos para defender nuestros valores, nuestra democracia y nuestra libertad para vivir juntos en paz. Se lo debemos a las familias de El Paso”, recalcó el mandatario.

Con motivo del aniversario, Biden recibe este martes en la Casa Blanca a representantes de la comunidad latina, para hablar de la reforma migratoria, su agenda económica o sus planes para proteger el derecho al voto.

Mientras, el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, ha viajado a El Paso para conmemorar el aniversario junto a las familias de las víctimas, entre las que hubo nueve mexicanos.

El autor del tiroteo, Patrick Crusius, que enfrenta hasta 90 cargos federales y estatales, sigue encarcelado a la espera de su juicio, y los fiscales estatales han pedido que se le imponga la pena de muerte.

Sigue leyendo: El presidente Biden promete dar prioridad a la reforma migratoria