Divulgan nuevo video de pelea en restaurante Carmine’s en Manhattan por pedido de prueba de vacunación

El abogado de las tres clientas acusadas de agredir a una "hostess" del establecimiento alegan que la empleada le lanzó ofensas racistas a las afroamericanas

Una oficial del NYPD en una calle de Manhattan.
Una oficial del NYPD en una calle de Manhattan.
Foto: KENA BETANCUR / AFP / Getty Images

Entre 30 y 40 personas protestaron este lunes en el exterior del restaurante italiano Carmine’s, en Manhattan, bajo el argumento de que la pelea registrada la pasada semana entre tres mujeres y una “hostess” del lugar por el requerimiento de prueba de vacunación estuvo salpicada con supuestas expresiones racistas por parte de la empleada.

Tres mujeres enfrentan cargos por agredir a la trabajadora en relación con el incidente del pasado 16 de septiembre.

Algunos activistas y el abogado de las clientas alegaron ayer que la trifulca no fue por la ausencia de la tarjeta de vacunación, sino, porque supuestamente la anfitriona del lugar utilizó la palabra “nigger” (manera despectiva de referirse a los negros) contra las visitantes.

“El epíteto fue la palabra con ‘n’ y una de las mujeres fue llamada mona por la ‘hostess'”, alegó el abogado del grupo Justin Moore, según citado por NBC.

Según la versión del representante legal, luego de que la empleada las ofendiera verbalmente, estás salieron del local y la siguieron hasta que escaló el altercado.

Dueño del restaurante niega alegaciones sobre racismo

Jeffrey Bank, dueño del establecimiento en el Upper West Side, rechazó las denuncias de expresiones racistas por parte de personal del lugar.

“Tres mujeres atacaron brutalmente a nuestros anfitriones sin provocación, fueron arrestadas y acusadas por su mala conducta, y luego, por los siguientes días, su abogado, falsa y groseramente tergiversó sus actos de violencia desenfrenada en un intento cínico de tratar de excusar lo inexcusable”, indicó en un comunicado citado por ABC News.

Aquí puedes ver el nuevo video de la pelea en Carmine’s

El propietario añadió: “Los miembros de mi equipo trabajan fuerte para servir a nuestros clientes, trabajan fuerte para cumplir con los requerimientos de vacunación de Nueva York, y siguen sufriendo por el ataque para yo permitir este tipo de falsas declaraciones”.  

Las expresiones de Bank trascendieron junto con un nuevo video de cámara de seguridad que muestran cuando se les permite el acceso a las mujeres tras mostrar la prueba de vacunación. Las imágenes no tienen audio.

Tres hombres siguen a las chicas luego de que también se le aprobara el acceso.

Seguidamente, otro grupo de hombres arribó al lugar, pero no mostraron prueba de vacunación, por lo que se les negó la entrada.

En ese momento, la “host” ingresó al local para informarle al resto del grupo de la situación. Posteriormente, los que estaban en el interior salen del restaurante y hay un intercambio verbal entre el grupo y la empleada. Un administrador del sitio sale y escolta al grupo nuevamente al interior. Poco después, la trabajadora es rodeada y atacada por el grupo.

Las autoridades identificaron a las sospechosas como Sally Lewis de 49 años, Kaeita Rankin, de 44, y su hija Tyonnie Rankin, de 21. Las tres fueron acusadas de agresión y travesuras criminales.