Reactivan visitas a presos en cárcel de Rikers Island con protocolos estrictos de seguridad y pruebas negativas

Desde este miércoles, y tras siete semanas de haber sido suspendidas por el aumento en los casos de ómicron entre los internos, la guardia carcelaria recibirá a 50% de capacidad a los visitantes

Rikers Island, la mayor cárcel de NYC.
Rikers Island, la mayor cárcel de NYC.
Foto: AFP / Getty Images

Desde el pasado 22 de diciembre, los más de 5,000 reclusos que hay en la cárcel de Rikers Island, unos 800 de ellos menores de 21 años, no habían vuelto a ver a sus amigos y familiares, debido a la prohibición de acceso al penal, tras el elevado aumento en los casos de COVID-19, por la variante ómicron que llegó a superar el 21% en niveles de positividad.

Pero a partir de este miércoles, las visitas al penal, donde trabajan unos 7,500 guardias, se reactivaron con protocolos estrictos de seguridad, entre los que destacan la atención de visitas solamente a 50% de la capacidad.

Asimismo, y cumpliendo con las normativas dictadas ayer por la gobernadora Kathy Hochul, el uso de máscaras dentro de las instalaciones carcelarias será requerimiento, al igual que todos los visitantes mayores de 5 años deberán presentar prueba de vacunación y realizarse una prueba rápida de COVID, antes de ingresar a las instalaciones.

“Estoy muy complacido de que hayamos cruzado otro umbral en nuestra lucha contra este virus”, dijo el comisionado del Departamento de Correccionales Louis Molina, tras referirse a la retoma de las visitas.

“Las visitas en persona son importantes, porque mantienen a las personas bajo custodia conectadas con sus familias y comunidades y contribuyen a su bienestar emocional, todo lo cual hace que nuestras cárceles sean más seguras y más humanas”, añadió Molina.

El Departamento de Correccionales aseguró además que una de las prioridades será promover labores de seguridad mejoradas para evitar la propagación del COVID-19.

“Con el fin de garantizar la seguridad de los visitantes, las personas bajo custodia y el personal, los visitantes deben cumplir con los protocolos anteriores para visitas durante el COVID, que incluyen completar los formularios de detección y afirmación de COVID, toma de temperatura, distanciamiento social y el uso adecuado de máscaras para que la nariz y la boca estén cubiertas durante toda la visita”, aseguró la agencia de prisiones de la Ciudad.

Sobre los requisitos de vacunación, el Departamento de Correccionales mencionó que todos los visitantes entre las edades de 5 y 12 años deberán presentar carné de vacunación, con al menos una dosis. En el caso de los visitantes de 12 años en adelante, todos deben cumplir con el esquema completo de inmunización.

El DOC agregó que los visitantes que no puedan proporcionar un comprobante de vacunación y/o den positivo a una prueba, pueden registrarse para realizar visitas online.

Otro detalle importante es que las visitas serán sin cita previa hasta el 16 de febrero, pero después de esa fecha, los amigos y familiares de los internos que deseen ingresar al penal, deberán programar sus visitas en persona, en el sitio web del DOC en el link: https://www1.nyc.gov/site/doc/inmate-info/In-PersonVisits.page