Exigen liberar a estudiante secuestrada

Bogotá/EFE – Unos 1.500 estudiantes de Fortul marcharon ayer por las calles de esta población del noreste de Colombia para clamar por la puesta en libertad de la escolar Nohora Muñoz, secuestrada la víspera a las afueras de su escuela.

“Libertad, libertad, libertad”, “Queremos a Nohora” o “Nohora, estamos contigo”, fueron algunas de las consignas que corearon los escolares a lo largo del recorrido de la manifestación, que terminó con un acto religioso a la salida de la localidad.

“Quisimos que los niños, jóvenes y profesores expresaran su rechazo a lo que estamos viviendo”, dijo a Efe por teléfono el educador José Alberto Barbesi, rector del Colegio Departamental “Alejandro Humboldt”, en el que estudia la niña.

La menor, hija del alcalde de la población, Jorge Enrique Muñoz, y secuestrada la víspera, cursa allí junto a otros 30 niños el quinto grado de primaria, grupo del que ella es “personera estudiantil” (representante de los alumnos).