Fuerte rechazo a ley E-Verify

NUEVA YORK – En respuesta a la propuesta de ley que haría E-Verify obligatorio a nivel nacional, organizaciones pro-inmigrantes realizaron ayer un día de acción. En Nueva York, se realizaron jornadas de educación y protesta.

La organización New Immigrant Community Empowerment (NICE) junto con otras organizaciones de Queens y miembros de funcionarios públicos del condado, realizaron un taller para informar a la comunidad de las implicaciones que tendría esta ley en caso de ser aplicada.

“Va causar mayor discriminación contra los indocumentados o contra quienes se sospecha son indocumentados, va a significar que muchos indocumentados pierdan sus trabajos en un tiempo donde ya hay poco trabajo y la economía está lenta, lo que ciertamente va a agravar la situación económica del estado”, dijo Andrés García, organizador de NICE.

El Centro de Derechos Laborales (Workplace Project) de Long Island organizó una protesta afuera de las oficinas del congresista Pete King, en Long Island, quien co-auspicia la ley propuesta por su colega republicano Lamar Smith y que obliga a todos los empleadores a revisar el estatus migratorio de sus empleados.

“Los empleadores deben tener la capacidad de verificar rápidamente el estatus legal de un empleado para vivir y trabajar en Estados Unidos. Es sentido común. Con un desempleo tan alto, es más importante que nunca que los empleos sean llenados por ciudadanos y trabajadores legales”, dijo a El Diario el congresista King.

Sin embargo, Luis Valenzuela, director de la Alianza Inmigrante de Long Island, argumentó que E-Verify es “una sentencia de muerte” para los pequeños negocios ya que va a aumentar sus costos.

“Tanto el deli de la esquina que tiene dos empleados como la compañía que tiene mil empleados van a tener que revisar el número de seguro social de sus empleados. Obviamente, es un ataque contra los inmigrantes indocumentados. Además pueden haber errores en las bases de datos y es muy engorroso para los negocios”, dijo Nadia Marin-Molina, de National Day Laborer Organizing Network (NDLON).

El Centro MinKwon también realizó una jornada educativa para la comunidad en Flushing, Queens.