Mino Lora y su teatro para el pueblo

NUEVA YORK – Cuando la artista dominicana Mino Lora estaba terminando la carrera de Estudios de Paz en Connecticut, en lugar de escribir una tesis para su maestría le pidieron crear algún proyecto que combinara su pasión con un trabajo para la paz. Y de ahí nació The People’s Theatre Project, su Teatro para el Pueblo, que se vale de las representaciones de teatro para hacer cambios sociales. El proyecto arrancó con éxito en 2008 en el Alto Manhattan.

¿Cuál fue la primera obra que montaron?

-Fue Sin Salida, una obra del escritor y filósofo francés Jean-Paul Sartre, y la obra, como todos nuestros programas, fue presentada gratis para el público. Al final de la obra hubo, como siempre hacemos, un diálogo entre los actores, directores y el público. Es una manera de usar el teatro para crear conversaciones.

Y en esa ocasión, ¿de qué conversaron?

La obra trata sobre tres personas que están confinadas en un cuarto, y supuestamente ese cuarto es el infierno. Y el diálogo fue sobre qué quiere decir el infierno, cómo somos felices, qué quiere decir sentirse atrapado, de qué forma nos sentimos atrapados, cómo podemos salir de ese lugar.

¿El teatro que realizas es con actores profesionales o gente común del barrio?

Tenemos ambas cosas. En el Teatro para el Pueblo tenemos programas como el Teatro Acción, donde los actores son personas de la comunidad, unas 25 personas de toda Latinoamérica, todos residentes en Washington Heights y El Bronx, que nunca habían actuado. También tenemos el Programa de Escritores, donde sí contratamos actores profesionales para que representen las obras de teatro nuevas que han sido desarrolladas en el grupo de escritores.

Esas obras que se escriben y se presentan en la comunidad, ¿de qué tratan?

Trabajamos con gente de la comunidad para crear obras sobre inmigración y deportación. Teatro Acción comenzó en 2010 y la primera función fue un éxito. Presentamos 10 obras basadas en la vida real de los participantes sobre inmigración, la opresión y la injusticia en las deportaciones, y se presentan a la comunidad bilingüe.

¿Cuándo y dónde serán las próximas presentaciones?

Serán en noviembre 10, 11 y 12, en el Centro Comunitario YM & YWHA de Washington Heights e Inwood, localizado en el 54 de la avenida Nagle.

¿Cómo la gente ha reaccionado ante este proyecto?

La comunidad nos dio la bienvenida desde el principio, y hemos crecido mucho. Al principio trabajábamos como con 20 personas y ahora, con todos nuestros programas, trabajamos como con 800 personas, entre programas de niños, de adolescentes, de adultos, de ancianos, en los colegios, etc. Nosotros realizamos nuestros programas comunitarios en muchos sitios de la comunidad, como Río Gallery, en Columbia, en el YM & YWHA.

¿Cuál es la meta de ustedes?

Tener nuestro propio teatro. Ojalá que de aquí a tres años lo tengamos.

Para conocer más de esta iniciativa, viste: http://www.peoplestheatreproject.org