No a publicidad en edificios de viviendas públicas

NYCHA planea colectar fondos mediante la venta de anuncios de bebidas alcohólicas y comida rápida

Nueva York – La Autoridad de Vivienda de la Ciudad de Nueva York, NYCHA, planea colectar fondos mediante la venta de anuncios en edificios de vivienda pública, como una respuesta al grave déficit que enfrenta.

Los carteles publicitarios podrían promocionar bebidas alcohólicas y comida rápida, según informó un medio local.

Las reacciones no se hicieron esperar. El concejal Charles Barron se pronunció en contra de la iniciativa.

“Las familias y los niños podría estar expuestos a mensajes nocivos. Buscar fondos a costa de la salud mental de nuestros residentes no es una opción viable”, apuntó.

Barron insistió en que las fachadas de los edificios, patios y contenderos de basura no deben ser espacio para anuncios que promocionen productos no saludables.

El funcionario subrayó que las familias de bajos ingresos son las menos beneficiadas por el plan.

El NYCHA es responsable de 334 áreas de vivienda pública en los cinco condados.

Lisa Kenner, presidenta de la asociación de inquilinos de Van Dike Houses, dijo estar alarmada por la medida.

“Es un doble mensaje de nuestras autoridades. Por un lado, nos dicen que debemos llevar una alimentación sana, pero en nuestros hogares nos animan a comprar comida rápida por medio de mensajes publicitarios”.

Kenner dijo que los niños son más vulnerables.

“Sí un pequeño observa el anuncio de una bebida alcohólica en su hogar, pensará que beber es bueno y tendrá deseos de comprar el producto”.

El NYCHA dijo aunque se emitió una solicitud de propuestas como un esfuerzo exploratorio por buscar estrategias de ingreso a través de la publicidad y los auspicios, no existe un plan ni una intención de incluir anuncios de compañías que vendan productos que no sean saludables o que impacten la comunidad de manera negativa.

La institución apuntó que los residentes tendrán la oportunidad de discutir los diseños y la ejecución del programa de publicidad, además de que serán consultados durante el proceso.

La Autoridad de Vivienda negó que el plan considere promocionar productos perniciosos y se examinarán a publicidad de comida no saludable. Una vocera de NYCHA agregó que el esfuerzo es exploratorio y que no se tomará ninguna decisión final sin sopesar las opiniones de los residentes.