USDA se defiende contra acusaciones

WASHINGTON, D.C.- En medio del Mes de la Herencia Hispana, el Departamento de Agricultura (USDA) presentará hoy, guías nutricionales en español, en un intento por entregar un mensaje directo a los hispanos en el país. Sin embargo, problemas persistentes con granjeros latinos, han puesto a la agencia en una posición incómoda, durante las celebraciones.

El Secretario de Agricultura, Tom Vilsack, estará acompañado hoy por el Chef de la Casa Blanca Sam Kass y las figuras hispanas Chef Pekín y Chef Marcela Valladolid. El gobierno cambió recientemente, el perfil de la tradicional pirámide de nutrición por el icono de un plato de comida, con diferentes proporciones de alimentos.

Un rama más en el esfuerzo de una vida saludable, liderado por la Primera Dama Michelle Obama. Vilsack Presentará la versión en español, “MiPlato”, que servirá como recordatorio para ayudar a los consumidores hispanos a elegir alimentos más sanos.

“MiPlato” y “MyPlate” destacan grupos alimenticios de frutas, vegetales, granos, proteínas y productos lácteos.

“Tenemos un problema que cruza todas las culturas en el país y es el riesgo de que sean obesos. Esto no se trata sólo de lo que comes, sino de cuánta actividad física tienes. Continuaremos con anuncios de servicio público y colaboración con grupos locales, para amplificar este esfuerzo”, aseguró Vilsak.

El anuncio es parte de la celebración del gobierno del Mes de la Herencia Hispana, que este año incluye el lema “Renovando el Sueño Americano”. Sin embargo, un sueño que no parece concretarse, es el de los granjeros hispanos que consideran injusto el acuerdo ofrecido por el gobierno para compensarlos por la discriminación que experimentaron por décadas en USDA, para acceder a préstamos.

En febrero pasado, la agencia anunció que compensaría a los granjeros latinos si logran comprobar que fueron expuestos a prácticas discriminatorias, con una suma total de 1,330 millones de dólares y hasta 160 millones en condonación de deudas.

Los beneficiados son agricultores y ganaderos hispanos, además de mujeres campesinas y ganaderas. El programa otorga hasta 50 mil dólares por persona.

En los casos de demandas como Pigford II y Keepseagle, granjeros afroamericanos demandaron al gobierno en un contexto similar. El litigio fue saldado en tribunales con compensaciones de 2,200 y 3,400 millones de dólares, respectivamente. Donde la suma máxima a la que pudo acceder cada persona, fue de 250 mil dólares.

“USDA todavía está en la etapa de publicitar el programa de reclamos para acceder a las compensaciones. Aún tienen la oportunidad de hacer lo correcto, cambiar, y darles real justicia a los granjeros hispanos”, dijo Collette Harrell, abogada de Howrey LLP.

Consultado al respecto, Vilsak enfatizó que el programa es voluntario y que si las personas eligen no participar en él, pueden ir a las cortes de manera individual, si creen que el daño que se les hizo es más grande que lo que se está ofreciendo.

“Estamos recibiendo miles de peticiones para que mandemos los paquetes de reclamos”, dijo.