Hay quien diría que fulano no puede trabajar pues tiene un desorden mental que no le permite concentrarse. Claramente aquí desorden se está usando como la palabra disorder en inglés, la cual se refiere a ciertas anomalías físicas y mentales. En español, el término desorden no tiene ese mismo significado, sino que quiere decir simplemente confusión o alteración del orden establecido. Lo que fulano tiene es un trastorno, una enfermedad.

La cápsula idiomática es provista por la Academia de la Lengua Española (ANLE) y es extraída del libro “Hablando se entiende la gente” de la Editorial Santillana.