Último dictador argentino suma tercera condena

Buenos Aires/EFE – El último dictador de Argentina, el exgeneral Reynaldo Bignone, sumó ayer su tercera condena al ser sentenciado a 15 años de prisión por delitos de lesa humanidad cometidos en una cárcel clandestina que funcionó dentro de un hospital público durante el régimen militar.

El Tribunal Federal Oral 2 de Buenos Aires condenó a Bignone, de 83 años, por la privación ilegítima de la libertad en perjuicio de al menos 15 personas que permanecieron detenidas ilegalmente en el bonaerense Hospital Posadas, que funcionó bajo jurisdicción del Primer Cuerpo de Ejército durante la última dictadura (1976-1983).

Seis de las víctimas forman parte de la lista de 30.000 desaparecidos que dejó como resultado la represión desatada por la última dictadura de este país suramericano.

Los jueces sentenciaron también al exbrigadier del aire Hipólito Rafael Mariani a ocho años de prisión y al civil Luis Muiña a 13 años de cárcel, al cabo de un juicio iniciado el pasado 20 de octubre en la capital argentina y al que fueron citados 53 testigos.

Muiña fue condenado por los secuestros y torturas cometidos en perjuicio de cinco víctimas, mientras que Mariani, quien recibió ya una condena a prisión perpetua por crímenes de lesa humanidad, fue sentenciado por la privación ilegal de la libertad durante más de un mes de Gladis Cuervo, querellante de la causa.

En el inicio del juicio llevado adelante por los magistrados Pablo Daniel Bertuzzi, Rodrigo Giménez Uriburu y Jorge Luciano Gorini también estaba entre los acusados el civil Argentino Ríos, quien fue separado del proceso por razones de salud.