Colorido desfile de Reyes en Brooklyn

Miles de personas se dieron cita ayer para participar en el desfile

Colorido desfile de Reyes en Brooklyn
Grandes y chicos participaron en el tradicional Desfile de Reyes en Brooklyn.
Foto: gloria medina / edlp

Nueva York – Miles de personas se dieron cita ayer para participar en el desfile de los Tres Reyes Magos en Brooklyn.

“Que vivan los Reyes Magos”, gritaron los asistentes en las aceras al ver desfilar a los participantes a lo largo de la avenida Graham, desde la avenida Meeker (debajo del Brooklyn-Queens Expressway) hasta Broadway en Williamsburg.

La actividad contó con una gran participación de diferentes escuelas públicas, bandas estudiantiles, carrozas y funcionarios electos. “Estamos aquí para celebrar está gran tradición”, dijo Marty Markowitz, presidente de Brooklyn, quien lideró el desfile junto al fundador Radamés Millán y miembros del Comité que organiza la parada.

“Estamos celebrando una fiesta religiosa y cómo judío, latino, mexicano, puertorriqueño, dominicano, estoy aquí porque todos estamos bajo un mismo Dios”, agregó Markowitz.

La representación religiosa de la Epifanía comenzó con los personajes de José y María que cargaban al Niño Jesús, seguidos de los Tres Reyes Magos: Melchor, Gaspar y Baltasar, tres grandes camellos, un burro, becerros y cabras.

“Este día estamos siendo bendecidos porque está haciendo un día muy agradable”, dijo Millán durante el recorrido.

“Este año tenemos muchos más invitados y una gran participación de las escuelas. Además, como invitado especial está el cantante Michael Stuart”, añadió el fundador de la parada.

El toque multicolor estuvo a cargo del grupo de danza de Morelos, México, que estaba compuesto por grandes muñecos danzando en toda la calle con vestimenta llamativa.

“Este es un baile tradicional del estado de Morelos, en México, durante esta temporada. Cada traje representa un estado y tienen colores vivos, alegres. Además se le brinda un homenaje a la Virgen de Guadalupe”, dijo Cristina Villegas, una de las participantes.

La algarabía se hizo sentir más cuando los niños veían pasar los tres Reyes Magos saludando al público.

“Venimos desde hace cinco años para que los niños vean el desfile, que es una tradición en nuestro país. Queremos que los niños mantengan nuestras tradiciones”, dijo Lucía Gutiérrez, una madre mexicana que estaba con sus hijos.