Muestran el machete usado en triple asesinato

NEWARK, NJ – El machete que las autoridades aseguran que fue usado en el asesinato de los tres estudiantes y herido a una cuarta víctima en Newark, fue el centro de la sesión de ayer en el juicio contra José Carranza, acusado por su participación en el hecho.

El fiscal Romesh Sukhod sacó varias veces el machete, recuperado seis días después del asesinato -del 4 de agosto 2007-, en el patio trasero de la escuela Mount Vernon y lo mostró a dos detective, que intervinieron en la investigación del triple homicidio y que lo identificaron positivamente.

En el juicio se lo acusa a Carranza de asesinato, robo y otras ofensas en conexión el ataque contra los cuatro estudiantes, así cómo de atacar sexualmente a la única sobreviviente, Natasha Aeriel.

A la sesión de la corte del juez Michael Ravin, seis personas –entre familiares y amigos de Carranza- acudieron al juicio, entre los que se encontraba Carmen Carranza, madre del acusado, con una Biblia en la mano, suspirando y esporádicamente con los ojos cerrados, orando en voz baja. La mujer rehusó hacer comentario alguno.

Carranza, de origen peruano, de 32 años, fue el único de los seis acusados que se entregó a la policía tres días después de ocurrido el hecho y que no rindió declaratoria a la policía.

Es precisamente este argumento que John Dell’Italia, el abogado defensor, está esgrimiendo, diciendo que “la única prueba que tiene la fiscalía es la huella en una botella de cerveza encontrada en el sitio, pero esto no determina que mi cliente estaba en ese lugar”.

También le restó importancia al testimonio que se planea que la próxima semana rendirá Shahid Baskerville, uno de los acusados. “Ese fue un arreglo con la fiscalía y no puede tener veracidad ante el jurado”, dijo Dell’Italia.

Carranza se encuentra pagando una condena de ocho años de cárcel, por un delito no relacionado con el homicidio. El sujeto se encuentra indocumentado y de ser hallado culpable enfrenta una condena de por vida.

El jurado compuesto por 11 hombres y 3 mujeres, tendrá que volver nuevamente a sesión el martes, cuando continuará el juicio.