Dinero y amor, ¿son incompatibles?

Las preocupaciones económicas pueden afectar seriamente la estabilidad de la pareja.
Dinero y amor, ¿son incompatibles?
Foto: © WavebreakMediaMicro - Fotolia.com

Tarjetas de crédito al tope, deudas y compromisos económicos sin resolver, son algunos asuntos que una pareja puede enfrentar de dos formas, por obvio que esto parezca, y son juntos o separados, y la que elijan será un elemento que puede influir en el futuro de su relación.

Es imposible escapar de alguna dificultad que ponga a prueba la paciencia o fortaleza con la que una persona cuenta, para que su matrimonio no se vea afectado por problemas financieros, el amor y la solidaridad son dos aspectos que pueden ayudar a ahuyentar el conflicto.

“Las preocupaciones económicas pueden afectar seriamente la estabilidad de la pareja provocando ansiedad, tensión, insomnio, depresión, etc. La razón es que para muchos de nosotros el dinero simboliza seguridad, es decir, tener dominio sobre nuestra vida”, explica María Magdalena Egozcue Romero, autora del libro Primeros auxilios psicológicos, de Editorial Paidós.

Si bien es cierto que cuando una pareja inicia la vida en común no piensa que es posible que tengan algunos conflictos en el área del dinero, también lo que es probable es que entre las buenas o malas temporadas por las que atraviesen a lo largo de su vida juntos, haya momentos en los que esto puede ser un tema entre ambos.

Sin embargo, hay que evitar que ésta sea la razón por la cual el amor y compromiso que una vez se profesaron, se diluyan como sal en el agua.

La autora comparte algunos consejos para hacer frente a una temporada de preocupaciones monetarias:

• Realicen un inventario de todas sus necesidades personales. Traten de negociar y llegar a un acuerdo sobre las adquisiciones que realicen basados en las necesidades de ambos.

• Examinen sus ingresos y egresos anuales (pólizas de seguro, gastos médicos, etcétera).

• No gasten más de lo debido.

• No utilicen las tarjetas de crédito como un ingreso suplementario.

Será de mucha ayuda para ambos, aceptar la situación por la que atraviesan y medir en lo posible el tamaño del problema. Hablar sobre las preocupaciones que cada uno tenga a este respecto, así como los deseos y aspiraciones que acarician será valioso para poner en claro hacia dónde quieren ir, así como cuáles son los pasos que necesitan resolver de manera previa para lograrlo.

• El 56.1% de las familias mexicanas recibe ingresos de hombres y mujeres (ingreso mixto).

• Las familias que perciben ingreso mixto son mayoritarias tanto las nucleares como las no nucleares.

Fuente: Estadísticas a Propósito del Día de la Familia Mexicana, Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática, 2007.

Contrario a lo que dicta la frase de que “Cuando la pobreza entra por la puerta, el amor salta por la ventana”, también hay relaciones que se ven fortalecidas por la solidaridad y empatía que se demuestran al no soltarse las manos cuando las cosas no marchan tal y como lo desean. María Magdalena Egozcue Romero finaliza: “Cuando una pareja aprende a negociar, a llegar a un compromiso, a comunicarse y a trabajar en equipo, son pocas las cosas que no pueda emprender”.

“La perseverancia es el motor del éxito”

http://www.sermexico.org.mx

Bojorge@teleton.org.mx