Pedirán cadena perpetua para camarada ‘Artemio’

Lima/EFE – El camarada ‘Artemio’, último líder histórico del grupo terrorista Sendero Luminoso capturado el domingo pasado, es responsable de unas 1,000 muertes, según información de la policía antiterrorista peruana.

Según el diario El Comercio, la Dirección Contra el Terrorismo de la Policía sindica a “Artemio”, identificado como Florindo Eleuterio Flores Hala, de 50 años, como el artífice de los asesinatos de policías, militares y civiles y de más de 500 acciones terroristas.

Desde hace seis años se inició el trabajo policial de desarticulación de la facción remanente de Sendero Luminoso que operaba en el valle del Alto Huallaga, en el departamento selvático de San Martín, que era liderada por “Artemio”.

El cabecilla senderista fue capturado en una operación conjunta entre policías y militares en una choza del centro poblado de Yacusisa, en San Martín, herido de bala tras el enfrentamiento que tuvo el jueves pasado, que algunas versiones indican fue con la Policía y otros con algunos de sus lugartenientes que intentaron eliminarlo para cobrar una recompensa.

Actualmente, el estado de salud de “Artemio” es estable tras la operación a la que fue sometido en el hospital de la Policía, en Lima, por sus heridas de bala en manos, tórax y abdomen, según fuentes policiales.

El fiscal de la Nación, José Peláez, indicó que pedirá cadena perpetua para el cabecilla y anuncio que se reunirá en 15 días pruebas para incriminarlo en actos terroristas y exponer sus vínculos con el narcotráfico.

Asimismo, la Policía ha reforzado las medidas de seguridad en el Valle de los ríos Apurímac y Ene (Vrae), zona donde opera una segunda facción de Sendero Luminoso al mando del camarada “José”.Las huestes de Víctor Quispe Palomino, conocido como “José”, reniegan de la figura del fundador de Sendero, el encarcelado Abimael Guzmán, y son el brazo armado de los narcotraficantes del lugar, según fuentes oficiales.

Según cifras de la Comisión de la Verdad, durante la violencia interna que vivió Perú entre 1980 y 2000 murieron cerca de 70,000 personas.