Real Madrid no se confía y los rusos quieren dar la sorpresa

MADRID/AP – Real Madrid necesita ganar o que el CSKA de Moscú no le haga goles cuando se enfrenten hoy para definir un boleto a los cuartos de final de la Liga de Campeones.

El club español tiene la ventaja del gol de visitante que consiguió en el empate 1-1 en el partido de ida en la capital rusa, y llega al encuentro de vuelta con 17 triunfos esta temporada en el estadio Santiago Bernabéu, donde sólo ha perdido ante el Barcelona.

Hasta que avanzó a las semifinales el año pasado, el Madrid había sido eliminado en los octavos de final todas las temporadas desde 2005.

El técnico José Mourinho afirmó que su futuro con el club no depende del resultado de este partido, a pesar que su equipo es uno de los favoritos para ganar el título europeo.

“Más que todo temo el fútbol porque el fútbol en su esencia es muchas veces traicionero. Es un espacio abierto a sorpresas, ni siempre el mejor equipo consigue ser el mejor y ganar”, señaló el timonel. “Con el 1-1, tenemos todas las opciones para estar con un pie delante y otro detrás y saber que es difícil”.

CSKA empató en los descuentos del primer duelo, lo que dejó abierta la eliminatoria. El Madrid avanzaría con cualquier triunfo o un empate sin goles. El Madrid ha sido eliminado sólo una vez en nueve series contra oponentes rusos, en la temporada 1990-91 ante el Spartak de Moscú.

CHELSEA POR EL MILAGRO. El Chelsea de Roberto Di Matteo confía en Stamford Bridge, donde ha logrado diez goles a favor y ninguno en contra en la presente edición del torneo, para lograr la remontada hoy ante un Nápoles que busca hacer historia, en la vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones de Europa.

Los “blues” deben remontar el adverso 1-3 que sufrieron en el encuentro de ida frente a los italianos, donde comenzaron adelantándose con un gol del español Juan Mata.