Crean ruta para turistas religiosos

MÉXICO, D.F.- – Desandar los pasos de San Juan Diego por el cerro del Tepeyac hace 580 años para encontrarse con la Virgen de Guadalupe, uno de los símbolos católicos más adorados del planeta, y saltar en pocos días por los siglos del colonialismo español es hoy una destino turístico.

El gobierno mexicano en trabajo conjunto con el Vaticano – a través del Pontificio Consejo para la Pastoral de los Emigrantes e Itinerantes- anunciaron la creación de la ruta “San Juan Diego” como una punta de lanza para impulsar con ímpetu el turismo internacional religioso.

Cada año visitan este país alrededor de 30 millones de personas en busca de la espiritualidad católica local y la estancia del papa Benedicto XVI en marzo pasado abrió otro camino de interés que la cúpula católica y la Secretaría de Turismo (Sectur) pretenden capitalizar.

“La Ruta de San Juan Diego permitirá ofrecer a los visitantes nacionales y extranjeros nuevas alternativas para conocer la riqueza cultural y religiosa de nuestro país”, adelantó Gloria Guevara en el VII Congreso Mundial de Pastoral de Turismo que tuvo sede durante esta semana en el balneario de Cancún (sureste).

El itinerario de actividades del tour guadalupano fue diseñado por Sectur y abarca paseos por la zona norte de la capital mexicana y el Estado de México, entre ellos, el Santuario del Cerrito, donde se encuentra el Museo, la Casa y el Monumento de San Juan Diego, modernas edificaciones que iniciaron su construcción en 1989.

“Que seas como San Juan Diego (canonizado en 2011), discípulo y misionero”, reza la publicidad del Santuario cuya obra se encuentra en perfeccionamiento y sera muy visitada, según dicen.