Cantante Tony Vega se lleva buen susto

Cantante Tony Vega  se lleva buen  susto
Tony Vega, está bien y venrá el próximo fin de semana.
Foto: cortesia

A una semana de su presentación en Lehman Center for the Arts, de El Bronx, el salsero Tony Vega tuvo que ser hospitalizado de emergencia en el Florida Hospital de Kissimmee Florida donde se encontraba de vacaciones con su familia.

Según reportaron algunos medios, Vega sufrió una desorientación repentina y pérdida de la noción del tiempo por un poco más de media hora. La familia que se encontraba con él, pensó que se trataba de una broma, pero al notar lo contrario lo llevaron al hospital de emergencia.

Tony contó que cuando fue a bañarse no sabía para donde iba, “preguntaba el día que era y mi familia se creía que estaba relajando porque siempre estoy vacilando”.

Ante la posibilidad de que Tony se viera imposibilitado de asistir a Nueva York, esta columnista lo llamó por teléfono. Con mucho ánimo y como si nada hubiera pasado, Tony dijo que después de haberle hecho los exámenes necesarios y ver los resultados le dieron de alta.

“Me siento bien, tengo que ajustar la manera de comer y tomar unas pastillas, nada que debo empezar a cuidarme. Lo importante es que no tengo las arterias tapadas y no hubo daño cerebral, pero sí un pequeño infarto”.

“Hoy [ayer jueves] tenía que haber estado en Argentina para una presentación, pero lamentablemente no pudo ser, espero que el público me entienda. Yo hablé con los productores y les conseguí a mi sobrino Johnny Rivera”, comentó.

Sobre su viaje a nuestra ciudad para cantar el próximo 9 de junio explicó que no hay motivo para que no pueda hacerlo. “A Nueva York sí tengo planeado ir y le voy a robar tiempo a mis compañeros Eddie Santiago y Ray de la Paz para cantar todos mis éxitos”.

La primera vez que la controversial Sabrina Sabrok, cantante, actriz, modelo y presentadora argentina pisó la iglesia católica, fue hace unos días para bautizar a su hija Metztli dejando atrás sus extravagantes modelos. la artista lució un vestido blanco que dejaba al descubierto sus brazos completamente tatuados.

Fue la suegra de Sabrina quien le pidió que bautizara a su nieta por el rito católico, y aunque se confesó atea espera que su hija no sufra tanto como ella en su infancia.