Chávez y Capriles unidos en lo social

Chávez y Capriles unidos en lo social
Hugo Chávez y el candidato opositor venezolano Enrique Capriles.
Foto: AP

Caracas/EFE – El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, y el opositor Henrique Capriles, los principales candidatos de las elecciones de octubre próximo, buscarán conquistar el favor popular en las urnas con planes de Gobierno que chocan de frente en cuanto al papel del Estado, pero coinciden en la parte social.

Desde mañana, cuando arranca oficialmente la campaña en el país, hasta la medianoche del 4 de octubre, los venezolanos tendrán tiempo para decidir entre la propuesta de profundizar el socialismo bolivariano de Chávez y el capitalismo social al estilo brasileño planteado por Capriles.

Chávez, en el poder desde 1999 y que arranca la campaña con una ventaja de 3.4 a 34.8 puntos según quien haga el sondeo, concibe un Estado dominado por un poder popular cívico-militar masivo y coordinado, acorde con el socialismo que dice liderar.

Para ello propone la irreversibilidad de un proceso que en los 13 años que lleva en el poder ha sido abundante en nacionalizaciones de empresas y tierras, y en controles estatales.

Capriles, en tanto, propone un Estado que regula la iniciativa privada dominante, a la usanza, según apunta, del capitalismo social que identifica en la gestión de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, y la de su antecesor, Luiz Inácio Lula da Silva.

“Brasil me parece el mejor ejemplo de la región. Los programas sociales han sido muy importantes, pero el Gobierno no se ha quedado ahí- el Estado ha cooperado con empresas privadas generando inversiones y creando empleo”, afirmó Capriles esta semana.

En cuanto a las Fuerzas Armadas, Capriles plantea su despolitización y poner coto a la compra de armas, mientras Chávez anuncia que ampliará su poderío así como el de las milicias conformadas por civiles creadas por su gobierno.

En lo que sí coincide Capriles, de 39 años y quien se considera de centro izquierda, con Chávez, de 57, es en la continuidad de los programas sociales en marcha, “pero mejorados” para que escapen, según el opositor, de la corrupción y la ineficacia y lleguen a todos y no solo a quienes dicen ser chavistas.