Buscan más pistas en el caso Etan Patz

Nueva York/AP – La Policía de Nueva York retornó ayer a la tienda en SoHo en la que el pequeño Etan Patz presuntamente fue asesinado en 1979.

La ex bodega, ahora una tienda de anteojos es donde trabajaba Pedro Hernández cuando el niño de seis años desapareció.

Las autoridades dicen que Hernández de 51 años confesó haber matado a Patz.

El sospechoso enfrenta cargos de asesinato en segundo grado pero investigadores continúan buscando evidencia en el caso.

La Policía no ha dicho públicamente porque están revisando nuevamente el local.

Patz desapareció cuando estaba caminando a una parada de bus.