‘Becks’ podría ir a Sydney

Hay interés en Australia por los servicios del volante inglés
‘Becks’ podría ir a Sydney

SYDNEY, Australia (AP).— La decisión de David Beckham de dejar al Galaxy de Los Ángeles ha generado especulaciones en Australia de que el excapitán de la selección inglesa podría ir a la A-League.

El volante de 37 años anunció el lunes que su paso de seis temporadas por la MLS terminará el próximo 1 de diciembre, tras la final que los angelinos disputarán contra el Dynamo de Houston en el Home Depot Center de Carson.

Cinco clubes australianos han confirmado su interés en llevar a Beckham a la A-League, con los equipos Melbourne Heart y el Western Sydney Wandereres considerados los máximos contendientes debido a la naturaleza cosmopolitana de esas dos ciudades.

Beckham y el Galaxy anunciaron la decisión del volante un día después de que el campeón defensor avanzase a su segunda final en fila de la Liga.

El astro no aseguró que se iba a retirar, pero no ofreció indicios de su próximo destino.

“He pasado un tiempo súper especial con Galaxy”, dijo Beckham . “Sin embargo, quisiera experimentar un último reto antes del fin de mi carrera como jugador. No veo esto como el fin de mi relación con la Liga, pues mi ambición es formar parte de la estructura de dueños en el futuro”.

En su paso por el Galaxy desde que llegó procedente del Real Madrid, Beckham llegó a tres finales de la Liga y ganó el título de la MLS el año pasado en la que fue su mejor campaña en Estados Unidos.

En enero acordó una extensión de contrato de dos años con el Galaxy al concluir su contrato inicial de cinco.

Beckham no había dado indicios de que planeaba dejar el Galaxy al final de la campaña. La semana pasada, el excapitán de la selección inglesa negó enérgicamente rumores que le vinculaban con un fichaje breve a Australia.

Beckham ha sido al astro del equipo más prominente de la MLS durante su estadía, que comenzó con un puñado de temporadas inciertas antes de convertirse en una potencia bajo la batuta del técnico Bruce Arena en años recientes.

Como Beckham indicó en su declaración, su contrato con la MLS incluye la opción de comprar una franquicia en la Liga cuando concluya su carrera como jugador.

“En mi tiempo aquí he visto crecer todos los años la popularidad de este deporte, el potencial del futbol es ilimitado en este maravilloso país, y quiero ser siempre parte de su crecimiento”, señaló.