El Macho pelea su último asalto

El Macho  pelea su último asalto
Héctor 'Macho' Camacho es uno de los grandes boxeadores que ha dado la Isla del Encanto.
Foto: Rumbo

NUEVA YORK — Ni grandes pegadores como el mexicano Julio César Chávez, ni su compatriota Félix “Tito” Trinidad, pudieron noquearlo. Tenía una habilidad increíble para eludir los golpes y para medirse con cualquier oponente dentro de un cuadrilátero. Hoy, Héctor “Macho” Camacho”, se juega la vida en otro escenario, donde una bala asesina lo tiene inducido en un profundo sueño, el que nunca conoció en sus años de tremendo boxeador.

Siendo Muhammed Ali uno de sus ídolos, Camacho adoptó su manera de pelear hasta crear su propio estilo extravagante que fue emulado por Roy Jones Jr., Jorge Páez y el príncipe Naseem Hamed, sólo para nombrar unos pocos.

Camacho, reconocido como uno de los principales púgiles durante las décadas de los 80 y 90, popularizó la frase: “Macho time” que la utilizaba en todas las conferencias de prensas donde asistía “bañado de joyas” previo a una de sus respectivas peleas.

Camacho, nacido en Bayamón y criado en Nueva York, se aparecía con un séquito que preguntaban al unísono: “What time is it” o “Que hora es”…”Macho time” es “La hora del Macho”.

Tuvo un excelente palmarés, en el que destacan sus 79 peleas ganadas, 38 de las cuales fueron por la vía del cloroformo.

Sus seis derrotas fueron a manos de Julio César Chavez, Greg Haugen, Tito Trinidad, Chris Walsh, Oscar de la Hoya, y en el ocaso de su carrera frente al mexicano Saúl Durán.

Encaró serios problemas en la “Isla del Encanto” por utilizar la bandera de Puerto Rico en sus trusas de pelear; también por usar pantalones con flecos “no muy varoniles” para algunos puristas del boxeo.

Camacho fue el primer gladiador puertorriqueño en proclamarse monarca mundial de la OMB.

Ganó su primer cinturón mundial en las 130 libras al poner fuera de combate al mexicano Rafael “Bazooka” Limón en 1983.

Dos años más tarde se ciñó la diadema de las 135 libras con un espectacular triunfo sobre —el también mexicano— José Luis Ramírez.

El 6 de marzo de 1989, Macho Camacho se baña de gloria al conquistar el cinturón welter al superar a Ray “Boom Bom” Mancini.

Su última pelea por el fajín mundial fue contra el entonces monarca welter Oscar de la Hoya en 1997, el cual perdió por decisión unánime. El último pleito en su carrera fue una deslucida derrota ante Saúl Durán, en mayo de 2010.

Derrotó a Roberto Durán y Sugar Ray Leonard en el ocaso de sus respectivas carreras.

Fue a Perry Ballar a quien venció por nocaut técnico en el séptimo asalto en lo que se conoce como la última victoria como boxeador profesional, celebrada el 18 de julio de 2008.