Pocos se movilizan ante el ‘flu’

Sin mucha alteración el número de personas que acude a vacunarse en NYC
Pocos se movilizan ante el  ‘flu’
Farmacia Rite Aid, del corredor comercial de Fordham Road, en El Bronx.
Foto: edlpJose acosta

NUEVA YORK — El flujo de personas que ha acudido a las farmacias a vacunarse contra la gripe desde que el sábado fuera declarado el estado de emergencia por esta enfermedad en Nueva York, no se ha incrementado significativamente, según revelaron algunas farmacias locales.

En la farmacia Walgreens de la avenida Webster, en El Bronx, la farmaceuta, quien prefirió el anonimato, reveló que desde agosto muchas personas se presentan diariamente a vacunarse, “y el flujo ha permanecido igual desde que se declaró la emergencia”.

En esta farmacia la vacuna la ponían a $32 sin seguro médico.

Sólo en las farmacias Duane Reade y Rite Aid, del corredor comercial de Fordham Road, el número de personas que procuraban la vacuna se había incrementado de un 5% a un 10% de sábado a domingo, según informaron los farmaceutas.

Parece, además, que la vacuna escasea en algunas farmacias, ya que en la Walgreens de la Webster ayer contaban con suministros sólo para cinco personas, y en la Rite Aid se había agotado.

Ramón Jiménez, de 57 años, quien se presentó ayer a la Rite Aid del corredor de Fordham a ponerse la vacuna contra la influenza, dijo que le informaron que ésta ya se había agotado y que les llegaban más vacunas en una o dos semanas.

“Yo escuché de la epidemia de gripe que está afectando a Nueva York y corrí a ponérmela, pero en la farmacia no la tienen así que voy a ir mañana (hoy lunes) al hospital, porque padezco de diabetes y alta presión arterial”, dijo Jiménez.

Quien se pudo poner la vacuna en la farmacia Walgreens de la avenida Broadway y la calle 230, en El Bronx, fue Ramón Bonilla, de 67 años.

“Yo me pongo la vacuna del flu todos los años desde que cumplí 60, porque padezco de diabetes y tengo que cuidarme”, dijo Bonilla.

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, declaró el estado de emergencia por la gripe el sábado pasado, la cual se expande a un ritmo inusual por el territorio y ha costado la vida a al menos dos niños desde el pasado octubre, informaron ayer medios locales.

La medida permite que los farmacéuticos, que antes sólo podían administrar vacunas contra la gripe a mayores de 18 años, las suministren también a los niños de seis años o mayores.

Cuomo calificó esta temporada de gripe, que empezó en octubre y se extenderá hasta mayo, como “la peor desde al menos 2009” y defendió que todos los habitantes del estado deben tener acceso a “las vacunas que tan urgentemente necesitan”.

La semana pasada, el número de casos contabilizados en el estado subió un 55%, lo que elevó el número de casos de esta temporada a casi el quíntuple de los que se registraron el año pasado.

En concreto, se ha informado de 19,128 casos de gripe en el estado hasta ahora, frente a los 4,404 que se registraron en toda la temporada anterior; y hasta el 5 de enero se ha hospitalizado a 2,884 pacientes, ante los 1,169 del año pasado.