Mujeres al combate

Mujeres al combate
La Sargento Danielle Pothoof observa los ejercicios de Kristina Beko.
Foto: AP

Washington/EFE — El secretario de Defensa de EEUU, Leon Panetta, levantará la prohibición de que las mujeres sirvan en unidades de combate, según confirmó ayer un alto funcionario del Pentágono.

La decisión permitirá abrir cientos de puestos en el frente de batalla y potencialmente lo haría también a comandos de operaciones especiales a los que hasta ahora no tenían acceso las mujeres, un cambio que se hará de forma progresiva.

“Este cambio de política iniciará un proceso por el cual los cuerpos de las Fuerzas Armadas desarrollarán planes para aplicar esta decisión”, indicó un alto funcionario del Pentágono que habló en condición de anonimato.

Está previsto que el secretario haga el anuncio el jueves y notifique al Congreso su recomendación para modificar una ley que data 1994, que prohíbe que las mujeres sean asignadas a pequeñas unidades de combate de infantería en primera línea de batalla.

El funcionario subrayó que no se abrirán todos los puestos al mismo tiempo, sino que una vez que la política cambie el Departamento de Defensa hará una revisión de los puestos a los que podrían acceder y trabajará en un cronograma para estudiar cómo hacerlo progresivamente.

Panetta ha dado de plazo hasta enero de 2016 para que los mandos presenten alegaciones en casos especiales, si creen que alguna posición determinada debe permanecer cerrada.

El pasado noviembre cuatro mujeres militares demandaron al Departamento de Defensa de EEUU para que ponga fin a la prohibición de que las mujeres no puedan servir en primera línea.