ICE libera a cientos de ‘sin papeles’

WASHINGTON, D.C. — El Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) liberó a “varios cientos” de indocumentados detenidos, de baja prioridad, según lo confirmó la agencia.

Grupos de derechos civiles y activistas han clamado por meses a la Administración, que en medio del debate sobre una reforma migratoria, se detengan las deportaciones. La respuesta del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) es que tienen la obligación de cumplir la ley.

Sin embargo, ahora, en medio de la discusión sobre “sequestration” en el Congreso, que se traducirá en $85,000 millones en recortes en todas las áreas del presupuesto fiscal, el gobierno tomó acciones para reducir gastos.

“ICE ha revisado a su población detenida para estar seguros que los niveles de detención estén acorde con el presupuesto actual, , aseguró la vocera de ICE Gillian Christensen. “La agencia puso a estos individuos bajo sistemas de supervisión alternativos y menos costosos. Todos permanecen en camino a la deportación”.

En una audiencia a mediados de febrero, la Secretaria de DHS, Janet Napolitano, aseguró que la capacidad para prevenir ataques terroristas, no se verá afectada con las contracciones en el presupuesto, pero admitió que tendría efectos devastadores en otras áreas, de responsabilidad en su departamento.

“El año pasado el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), deportó a más de 400,000 inmigrantes ilegales, incluyendo 225,000 individuos que han sido condenados por delitos”, aseguró. “Bajo el sistema de recortes automáticos al presupuesto, nos veríamos obligados a reducir las operaciones de detención y deportación, afectando potencialmente la seguridad pública y no podríamos mantener las 34,000 camas para albergar a las personas arrestadas”.

Napolitano especificó además, que en cuanto a la seguridad en los puertos de entrada, la patrulla fronteriza también sufrirá los efectos. “Tendríamos que dar permisos de salida a nuestros empleados, reducir horas extra en las operaciones y disminuir las contrataciones. Especialmente, a partir del 1 de abril, la Patrulla Fronteriza tendrá que reducir sus horas de trabajo, en una cantidad equivalente a 5,000 agentes y 2,750 funcionarios”, declaró.