‘Confesor’ retiene su corona

México — El boxeador mexicano Adrián Hernández derrotó por decisión unánime en doce asaltos al nicaragüense Yader Cardoza y retuvo su título de peso minimosca del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) en Toluca, estado de México, centro del país.

Los jueces vieron ganar a Hernández y le otorgaron puntuaciones de 116-112, 118-110 y 116-112.

El combate resultó disputado y aunque Hernández conectó los mejores golpes y ganó la mayoría de los asaltos, Cardoza también respondió, soltó las manos y capturó algunos episodios.

Ambos púgiles protagonizaron un combate cerrado y de constantes intercambios de golpes de los que salió con mejores dividendos el mexicano.

Fue la segunda defensa del campeonato para Adrián ‘Confesor’ Hernández, mientras que Cardoza vio interrumpida una racha de siete triunfos seguidos.

Hernández, de 27 años, registra ahora 27 triunfos, 16 antes del límite, dos derrotas y un empate, mientras que Cardoza, de 24 años, tiene 15 triunfos, cinco por la vía rápida, y cinco derrotas.

En la función, la estadounidense Ava Knight, campeona Diamante del WBC, derrotó por decisión unánime en diez asaltos a la mexicana Linda Soto y retuvo el cinturón mundial plata de peso mosca del CMB.

GONZALEZ PIERDE SU INVICTO

Ricky Burns retuvo el título ligero de la Organización Mundial de Boxeo (OMB) cuando el retador puertorriqueño José González tuvo que abandonar la pelea en el noveno asalto por una lesión.

González, quien estaba invicto en 22 peleas (17 ganadas por nocaut), se quedó sentado en el banquillo por una fractura en la muñeca izquierda.

Burns (36-2, 11 nocauts) comenzó dominando el combate, pero González complicó al campeón en el sexto round y luego en un brutal séptimo, haciendo silenciar a la afición escocesa.

González no pudo seguir en el noveno. El boricua iba ganando en las tarjetas de los jueces.

“Sabía que la cosa estaba reñida. Los jueces me tenían perdiendo”, dijo Burns. “No podía creer lo ortodoxo de su estilo. Me quito el sombrero, es un oponente con mucha clase. Es muy difícil pegarle”.

Servicios combinados