Citroën renueva el Grand C4 Picasso

La nueva versión de este vehículo ofrece una amplia gama de motores y de niveles de terminación.
Citroën renueva el Grand C4 Picasso
La comodidad de viajar no está peleada con el diseño.
Foto: Citröen

Grand C4 Picasso, un vehículo que muestra una nueva estética y que se destaca por ofrecer un gran espacio tanto en la zona interior como en el baúl.

A diferencia del modelo anterior, la nueva generación enseña una imagen más moderna y de líneas más fluidas.

En la zona frontal se ve la última identidad de diseño de la marca, donde prevalecen los faros de aspecto más agresivos, las barras portaequipaje, que son más largas y recorren prácticamente la totalidad del techo; y los faros en forma de boomerang, con LED y efecto 3D.

Las luces antiniebla completan la veta luminosa. Además aparece en la tapa del baúl un alerón en la parte superior del portón trasero.

Según sea la versión, llantas de aleación pueden ser de 16, 17 o 18 pulgadas. Otro factor que favorece a la estética es la gran capacidad vidriada.

Si bien mantiene la misma longitud que su antecesor, esta nueva generación fue construida con la plataforma modular EMP2, que aumenta de forma considerable la distancia entre ejes, por lo que el espacio de la cabina es mayor, al igual que el volumen del baúl, que creció en 69 litros (el tamaño oscila entre los oscila entre 645 y 700 litros).

Otra virtud de esta estructura es que reduce el peso vehicular en una cifra cercana a los 100 kilos.

En cuanto a equipamiento, hay cuatro niveles disponible, el Attraction, el Seduction, el Intensive y el Exclusive. De serie ya equipa frenos ABS con sistemas ESP y de tracción, ocho airbags, freno de estacionamiento eléctrico, ayuda a la salida en pendiente, regulador y limitador de velocidad.

Cuenta además con botón de arranque, parabrisas panorámico, aire acondicionado bi-zona, pantalla tactil 7″, radio con seis altavoces, Bluetooth, USB, toma jack y audio streaming y retrovisores exteriores eléctricos y térmicos, entre otros.

Son para destacar, en la configuración más completa, la cámara con visión 360º y el Pack Lounge, que incorpora una función de masaje para los asientos delanteros, cinco reposacabezas “relax” con mayor sujeción lateral y reposapies para el copiloto.

De la misma manera que hay varias opciones de confort, también existe un distintas variantes mecánicas, ya que el abanico comprende dos motorizaciones de gasolina y una diésel. En las primeras, los propulsores son de 120 y 155 caballos respectivamente, mientras que en otra la potencia alcanza los 115 HP.

Todos estos impulsores se asocian a una caja manual de 6 velocidades, aunque el diésel también puede acoplarse a un cambio automático de igual número de marchas.