El trabajador explotado no tiene por que temer

La Semana de Derechos Laborales comienza el 26 de agosto con el poderoso auspicio del Consulado General de México y otros participantes liderando un programa intensivo de derechos del trabajador.

A pesar de las fuertes protecciones que se han establecido en años recientes a través de las leyes y los casos apoyados por las decisiones de los jueces, queda claro que muchos trabajadores, incluyendo inmigrantes tanto documentados como indocumentados no aprovechan las protecciones que les garantiza la ley.

El objetivo primordial de las Leyes Laborales es proteger los derechos de los trabajadores en relación a salarios, beneficios y condiciones laborales. Estos derechos y sus beneficios se deben cumplir sin considerar el estatus migratorio del individuo. Las compañías que violan estas leyes están sujetas a varias sanciones civiles y criminales.

Datos laborales muestran que trabajadores inmigrantes latinos son algunos de los más explotados en términos de salarios inferiores y la falta de seguridad ocupacional. Desafortunadamente, en la mayoría de los casos, el mayor obstáculo para que los trabajadores tomen ventaja de estas protecciones legales y beneficios es el legítimo miedo paralizante de la represalia del empleador, la deportación gubernamental, y la pérdida de esperanza hacia una vida mejor.

Como resultado de esfuerzos para su aplicación contra compañías corporativas que no cumplen las leyes, la Oficina del Contralor de la Ciudad de Nueva York, ha recaudado más de $2 millones de fondos que aún no han sido reclamados que se les deben a trabajadores explotados. Con la esperanza de distribuir estos fondos, nuestra oficina ha creado un proceso fácil por Internet que permite a los trabajadores fijarse si se les debe dinero y provee instrucciones sobre cómo reclamar esos fondos.

Una vez que los detalles personales del trabajo de la persona han sido verificados, la Oficina del Contralor envía por correo el dinero que se le debe directamente al trabajador, aún a su país natal. Por ejemplo, nuestra oficina ha enviado cheques a México, Polonia y Colombia.

La Oficina del Contralor quiere terminar con la explotación de los trabajadores y con frecuencia alentamos a los trabajadores a presentar una demanda confidencial contra las compañías que violan las leyes salariales y de beneficios cuando estas compañías hacen negocios con la Ciudad de Nueva York. Estos formularios de denuncias provocan resultados óptimos porque motivan una rigurosa investigación por parte de nuestra oficina. Estos formularios se encuentran disponibles en nuestro sitio de la Red en inglés y en español.

Nuestra oficina ha peleado para asegurar que cada trabajador gane un salario justo y ha requerido a auditar compañías para estar seguro que no engañen a sus trabajadores.

Las protecciones laborales son garantizadas para todos por ley. Conquistemos los miedos juntos para asegurarnos que nadie lo separe de un salario honesto y sus beneficios.