Pleito contra comerciantes blancos llega el lunes a corte

Demandantes impugnarán una enmienda a una norma del Concejo municipal de Nueva York que redujo del 9 % al 4 % los contratos que se otorgan a los negociantes latinos
Pleito contra comerciantes blancos llega el lunes a corte
Un estudio de la oficina del fiscal de cuentas reveló que en 2012 en NY sólo otorgaron a los empresarios hispanos un 1 % de sus contratos.
Foto: Archivo

Nueva York – La Corte Suprema de El Bronx celebrará el lunes una audiencia en el caso de la demanda que presentó la Coalición de Cámaras de Comercio Hispanas en el estado contra el alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, y contra el Gobierno municipal por haber reducido los contratos que otorgan a los pequeños negocios latinos.

Hace nueve meses, el Concejo municipal aprobó una enmienda a una norma, presentada por la presidenta del organismo, Christine Quinn, y con ello redujo del 9 % al 4 % los contratos que se otorgan a los negocios de los comerciantes latinos, hombres y mujeres, afectando igualmente a los afroamericanos, pero, aumentó a 37 % los que otorga a mujeres blancas.

“Los asiáticos no están consiguiendo contratos, cero”, dijo a Efe Frank García, presidente de la organización, que agrupa 26 cámaras de comercio hispanas en NY que representan unas 30,000 empresas, que incluyen todo tipo de negocios, desde bodegas o restaurantes hasta estilistas.

“Eso no es justo con los problemas que hemos tenido con la recesión”, afirmó y explicó que de cada diez años se hace un estudio de “disparidad” para saber la situación de pobreza de los negocios de minoría y para ello el gobierno federal otorga fondos a la ciudad y estado para contratar a una agencia independiente para hacerlo.

Sin embargo, agregó, en lugar de ello, “Bloomberg realizó su propio estudio”, lo que es contrario a la ley.

El presidente aseguró además que tras la demanda presentada por el grupo, la ciudad le quitó los contratos que tenía con él para suministrar tinta para impresoras.

Este comerciante de origen puertorriqueño indicó que la ciudad otorga contratos por el equivalente de $11,000 millones al año en diversas áreas, siendo la más importante el sector de la construcción.

Los comerciantes hispanos en el área de la construcción perderán ahora unos $2,000 millones (cada año). Como las mujeres blancas van a tener el 37 % de los contratos, primero se los otorgan a ellas”, afirmó.

Piden estudio independiente

Destacó que pese a que se supone que hasta este año -en que se aprobó la enmienda a la ley- se les otorgara el 9 % de los contratos, un estudio de la oficina del fiscal de cuentas reveló que el año pasado tanto NYC como el estado sólo otorgaron a los empresarios hispanos un 1 % de sus contratos.

“El alcalde quiere negociar para que la ley no se invalide. Le estamos pidiendo a la jueza de la Corte Suprema que hay que contratar a una agencia independiente para hacer el estudio, como exige la ley”, argumentó García, quien lamentó que los concejales hispanos votaran a favor de esta enmienda.

“Sólo los republicanos le votaron en contra”, recordó García y destacó que les preocupa que negociantes puertorriqueños quieren venir a NY a hacer negocios “pero este no es el momento”.

García resaltó que “lo único bueno que tiene la ley es que aumentó a dos millones” la cantidad del valor de los contratos a los que se puede acceder.

Igualmente, el boricua señaló que quieren que la ciudad pare de exigir a los vendedores latinos que prueben que su nacionalidad para otorgarles la certificación que necesitan tener para los contratos.

Por su parte, Peter Fontanés, de la Cámara Hispana de Construcción destacó que “nunca, en la historia de la Administración de Pequeñas Empresas ninguna ciudad le ha quitado a las minorías para darle a las compañías de anglosajones”.

Los demandantes están optimistas con la audiencia del lunes, en la que estarán representados por el abogado Daniel Carter.