México no puede repetir título

Nigeria golea al 'Tri' por segunda vez y se corona campeón del Mundial Sub-17
México no puede repetir título
Jugadores de la selección de Nigeria celebran su cuarto titulo mundial Sub-17, tras destronar al combinado mexicano.
Foto: AP

ABU DABI, Emiratos Árabes Unidos — Contundente en el contragolpe y con la ayuda de un autogol, Nigeria derrotó ayer viernes 3-0 a México y se coronó campeón del Mundial Sub-17 de fútbol.

El mexicano Erick Aguirre anotó en su propia meta a los nueve minutos, y Kelechi Inehacho y Musa Muhammed agregaron al botín de Nigeria, el primer país con cuatro coronas de la categoría.

México buscaba su tercer título Sub-17 en ocho años, y segundo en fila tras ganarlo como anfitrión en 2011.

Aguirre intentó desviar una oportunidad de Musa Yahaya y metió la pelota en portería propia para abrir el marcador. Inehacho aprovechó una pifia del portero Raúl Gudiño para ampliar a los 55 y Muhammad selló la cuenta con un tiro libre a los 80.

Nigeria, que implantó un récord del torneo al anotar 26 goles, ganó sus siete partidos y se impuso dos veces a los mexicanos, luego de aplastarlos 6-1 en la primera ronda.

El encuentro comenzó con un dominio de México, que tuvo su primera oportunidad a los cinco minutos cuando Alejandro Díaz sacó un disparo que pasó cerca. A los ocho vino la más clara de los mexicanos, cuando Iván Ochoa conectó un remate de cabeza que fue desviado por el portero Dele Alampasu.

México siguió insistiendo al frente pero descuidó su retaguardia, y Nigeria encontró su primer gol en una jugada de contragolpe en la que Yahaya quedó frente a la portería y cuando iba a disparar Aguirre llegó para desviar la pelota hacia su meta.

A pesar de la desventaja, México siguió insistiendo y generó peligro a los 30, cuando Ulises Jaimes sacó un disparo que fue rechazado con problemas por el portero africano.

Después de eso, el encuentro fue dominado por Nigeria, que a los 37 tuvo una clara llegada que Taiwo Awoniyi no supo definir de frente a la portería; dos minutos más tarde, Yahaya se sacudió la marca de un hombre en la entrada del área y sacó un disparo que se estrelló en el travesaño, y Aliyu Abubakar sacó un chilena dentro del área que fue tapada por Gudiño.

Nigeria dominó el complemento, y encontró el segundo tanto cuando Gudiño no pudo controlar un disparo de Muhammed y dejó la pelota servida para que Inehacho concrete sin problemas.

Inehacho, que había metido tres tantos en la goleada de primera fase, llegó a seis y terminó como segundo mejor anotador del torneo.

El tercer tanto de Nigeria vino en un tiro libre de Muhammad, quien colocó la pelota en el ángulo superior izquierdo de la portería de Gudiño, quien se lanzó correctamente pero no pudo desviar el intento.

El seleccionador mexicano sub-17, Raúl Gutiérrez, se declaró contento con sus jugadores por haber llegado con un estilo y sello propios a la final del Mundial de la categoría que concluyó ayer en Emiratos Árabes Unidos.

“El equipo tuvo un estilo, un sello y eso me deja muy contento. Esperamos verlos en la categoría sub-20 siendo campeones”, manifestó Gutiérrez después de perder la final.

Los flamantes campeones golearon 6-1 a México en el primer partido del torneo y Gutiérrez explicó que salvo esta derrota, su selección tuvo un buen desempeño.

“Hoy (ayer) fue un partido difícil. Mi equipo no aprovechó los momentos importantes para ponerlos a su favor y eso lo aprovecharon los nigerianos”, dijo. “El desempeño de Nigeria en el Mundial habló por sí solo: fue un equipo capaz, goleador y ganó muy bien”.

El estratega, campeón mundial con México hace dos años, se negó a destacar individualidades en el grupo y al referirse a su futuro, dijo que se reunirá con los directivos de al Federación Mexicana de Fútbol.

“No sé si seguiré, debo hablar con los directivos”, indicó Gutiérrez. “Siempre va a ser un privilegio dirigir una selección nacional”.

—Servicios noticiosos