Consejos para vestir durante las fiestas

Además del atuendo no olvides los detalles como accesorios, maquillaje y cabello.

Guía de Regalos

Consejos para vestir durante las fiestas
Ejemplo de vestido formal.
Foto: Agencia Reforma

Se acercan las fiestas de fin de año y, con ellas, llegan una serie de compromisos sociales y laborales. Las fiestas familiares, de la empresa, Día de Acción de Gracias, Navidad y Año Nuevo. Las razones de reunirse y celebrar sobran pero a veces lo que escoger para vestir nos causa preocupación.

Lo que más me encanta acerca de esta temporada es que, a la hora de vestirse, existe un espíritu festivo. Así que no hay que tener miedo de probar algo nuevo como lentejuelas, labios rojos y tacones brillantes.

Pero veamos cuáles son las sugerencias para las diferentes fiestas que nos pueden invitar.

Si la invitación es para un almuerzo/lunch: esto significa que la vestimenta debe de ser casual con un poco de “flair” o un toque de brillo solamente. Optar por usar colores claros como un marfil, verde o amarillo y agregar un pañuelo en el cuello con colores más vivos y navideños. Lo mismo pueden hacer con el cinto del pantalón: éste le agrega un toque final al conjunto si es vistoso.

Semiformal: esto significa que la recepción será muy probablemente en un restaurante o una cena elegante en una casa. Para este tipo de fiestas se puede usar falda o pantalón y la blusa o suéter debe ser más llamativa. Aquí es donde se puede mostrar un top de lentejuelas o telas semi-brillantes y finas como seda o satín. Si la falda es elaborada o cargada, acuérdate de ser más sencilla en lo que al top se refiere.

Formal: si la fiesta es realizada en un restaurante lujoso o salón de fiestas, necesitas un traje formal. No se requiere de un traje largo, sino simplemente de un vestido hasta la rodilla y elegante. Si el atuendo percibes que no es lo suficiente formal, entonces opta por agregar accesorios y así subir el tono, como un maxicollar y un anillo de cocktail junto a unos zapatos apropiados para una fiesta.

Moños, volados o encajes serán un excelente recurso a incorporar. Un vestido crudo de encaje, una mini falda del mismo estilo o un top en tonos pastel combinado con un pantalón son algunas opciones.

Tampoco debe faltar en nuestra cartera o clutch con todo lo necesario para retocar el maquillaje y adecuarlo al contexto del evento.

Por último, el cabello dará el sello final. Para lucir distintas a cómo nos vemos a diario, si siempre usamos el pelo recogido, déjalo suelto para el evento. Otra variante podría ser usar una diadema o una flor para crear un look diferente lo usual.