Obama quiere ampliar el acceso a la universidad

El presidente de EEUU exhortó a los rectores de universidades para ampliar el acceso a la educación superior de los estudiantes de bajos recursos
Obama quiere ampliar el acceso a la universidad
El mandatario aseguró que un título universitario es el camino al éxito.
Foto: EFE

Washington.- Con sus planes para la educación atascados en el Congreso, el presidente Barack Obama exhortó a los rectores de universidades que se emulen mutuamente para ampliar el acceso a la educación superior, haciendo gala de su poder de persuasión ante la ausencia de leyes.

“Más que nunca, el título universitario es el camino más seguro a una vida estable de clase media”, dijo Obama ante un centenar de rectores universitarios y directivos de unas 40 organizaciones educativas y sin fines de lucro a los que convocó a la Casa Blanca este jueves.

Pero dijo que Estados Unidos tiene un largo camino por recorrer para abrir las puertas de la universidad a los sectores de menores ingresos. Lo acompañó la primera dama Michelle Obama, quien exhortó a las universidades a ir en busca de estudiantes secundarios de bajos ingresos, atraerlos a los campus y ayudarles cuando decidan acometer la educación superior.

“Los chicos son inteligentes, se darán cuenta si no cumplimos nuestra parte del acuerdo”, dijo la esposa del presidente.

Ambos hablaron de sus experiencias personales para señalar que la política nacional de ampliar las oportunidades para los jóvenes les permitió estudiar en universidades de primer nivel como Harvard y Princeton. Pero dijeron que en el estado actual de la economía, la educación superior era más esencial que nunca.

El presidente ha destacado la importancia de la educación durante todo su período en la Casa Blanca, pero sus proyectos de reformar la ley de Ningún Niño queda Atrás o proporcionar la preescolaridad universal no han prosperado en el Congreso. Ha dicho que su objetivo es que Estados Unidos tenga la mayor proporción de graduados universitarios del mundo para el 2020.

La cumbre anuncia un nuevo capítulo de la presidencia, en la que Obama recurre cada vez más a su propia autoridad para lograr las prioridades que le son esquivas en el Congreso. A falta de mayoría para aprobar leyes, ha prometido avanzar más por su propia cuenta mediante sus poderes ejecutivos y la convocatoria a líderes de campos fuera de la política para alcanzar sus objetivos nacionales más amplios.

“Tenemos que asegurarnos de que haya escaleras de oportunidad para ascender a la clase media“, dijo Obama. “Trabajo con el Congreso todo lo posible para lograrlo. Pero tendré que tomar medidas propias cuando el Congreso esté paralizado”.

Las instituciones participantes en la reunión acordaron tomar medidas en una de cuatro áreas:

Ayudar a estudiantes de bajos ingresos a conectarse con universidades que puedan satisfacer sus necesidades y tratar de asegurar de que obtengan el título.

—Dirigirse a los estudiantes primarios y secundarios con la esperanza de que más estudiantes se vean alentados a buscar la educación superior.

—Impulsar programas para que estudiantes que no estén suficientemente preparados puedan tener oportunidades de salir adelante.

—Asegurar que los estudiantes de bajos ingresos no queden en desventaja por la falta de asesoría y la falta de preparación para exámenes de ingreso.