Michelle Obama rumbea para celebrar sus 50

La primera dama de EEUU realizó una fiesta en la Casa Blanca a la que asistieron artistas como Beyoncé
Michelle Obama rumbea para celebrar sus 50
La primera dama Michelle Obama celebró con su familia y personalidades cercanas, en una fiesta en la Casa Blanca.
Foto: Archivo

Washington – La primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, celebró anoche su 50 cumpleaños en una fiesta en la que se bailó hasta la media noche y en la que asistieron artistas como Beyoncé, Stevie Wonder o John Legend, señalaron este domingo diversos medios.

La Casa Blanca repartió contadas invitaciones a personalidades cercanas a la primera dama a los que pidió “traer los zapatos cómodos para bailar” y pasar una velada de “snacks, sorbos, baile y postres”.

Los invitados fueron conminados a mantener su asistencia en secreto y no hacer públicas en internet fotos o comentarios, algo que respetaron, aunque la insistencia de la prensa ha revelado algunos detalles del homenaje.

El presidente estadounidense, Barack Obama, mostró sus dotes para el baile, pese a que su mujer tiene mucha más soltura que él en la pista, como la primera dama ha demostrado en varios apariciones públicas.

Invitados a la fiesta preguntados por CNN indicaron que el presidente pronunció un sentido discurso sobre la figura de su esposa antes de lanzarse a bailar con el resto de asistentes, que disfrutaron de la fiesta hasta la medianoche.

Beyoncé cantó en la ceremonia, que ha sido costeada por la familia Obama y no a cargo de las arcas públicas, según CNN.

La primera dama llega a sus 50 años en buena forma y “relajada”, según los que la conocer, por los logros de sus campañas contra la obesidad infantil, en favor de los veteranos y el acceso educativo.

Michelle Obama entró a la Casa Blanca en 2009, a los 45 años, y desde entonces ha mantenido el papel destinado tradicionalmente a las primeras damas, centrado en temas como la educación, la salud o la pobreza, con un aire más fresco y desenfadado que sus antecesoras.

Barack Obama, de 52 años, felicitó a su esposa en Twitter y le dio las gracias “por todo lo que haces”, además de adjuntar una foto en la que los dos aparecen abrazados en la Casa Blanca.

En una entrevista concedida a la revista People con motivo de su cumpleaños, Michelle confesó que en este momento de su vida “el cielo es el límite” y por eso seguirá buscando maneras de “tener impacto”, como madre y como profesional, cuando deje la Casa Blanca dentro de tres años.

Obama ha prometido a su esposa que este fin de semana, que es más largo de lo habitual porque el lunes es festivo nacional para conmemorar al reverendo Martin Luther King, lo dedicará a su cumpleaños.

Su regalo anticipado fue ofrecerle que prolongara una semana las vacaciones navideñas en Hawaii en compañía de amigas como la popular presentadora Oprah Winfrey, mientras el presidente y las niñas regresaban a Washington para volver al trabajo.