Otros dos candidatos buscan desbancar a Rangel

Sospechas de que ambas candidaturas son maniobras políticas para restarle votos al veterano congresista y a su principal contendiente, Adriano Espaillat, marcan la batalla por el Distrito 13
Otros dos candidatos buscan desbancar a Rangel
La activista comunitaria de El Bronx, Yolanda García, y el pastor de Harlem Michael Walrond, batallan por el escaño que ocupa Rangel.
Foto: Archivo

NUEVA YORK – En la batalla por el distrito congresional número 13, el segundo cara a cara entre el veterano congresista Charles Rangel y el senador estatal Adriano Espaillat ha acaparado casi todos los titulares, a pesar de que habrá otros dos candidatos en la boleta demócrata en las primarias del 24 de junio.

Estos son la activista comunitaria de El Bronx, Yolanda García, y el pastor de Harlem Michael Walrond. El hecho de que sea una latina y un afroamericano ha despertado sospechas ante la posibilidad que ambas candidaturas sean maniobras políticas para restarle votos a Espaillat y a Rangel entre los respectivos grupos de electores. Estas comunidades son la mayoría en el distrito, que abarca los vecindarios de Harlem, Washington Heights y partes de El Bronx.

García (64), al igual que Espaillat, es de origen dominicano. Es madre de tres hijos y ha sido dos veces candidata para líder distrital en su condado. Indicó que, aparte de ser líder de la Coalición de Mujeres Unidas en Acción, se ha dedicado a administrar pequeños negocios: tres lavanderías y una bodega con sus hijos. Sobre su motivación por su candidatura, destacó: “Porque los funcionarios que han sido electos no han hecho nada por la comunidad” y aseguró que “no le intimida” enfrentarse a políticos con tanta trayectoria.

Sin embargo, de todos los candidatos es la menos conocida, y aunque no dio datos de sus fondos, cuenta con poco dinero para la campaña a pesar de que sólo faltan seis semanas para las elecciones. Su plataforma principal es luchar por la igualdad de salario, seguros médicos para mujeres y la reforma migratoria.

Walrond sí cuenta con dinero y con amplio reconocimiento en su distrito, Harlem. Ahí se encuentra su iglesia First Corinthian Baptist Church, donde ha sido pastor desde 2004. Además es aliado del reconocido reverendo Al Sharpton, una figura clave a la hora de atraer el voto afroamericano.

El hijo de inmigrantes de Barbados se mantiene optimista, pese a que reconoce que está compitiendo con dos maquinarias políticas muy poderosas. Entre sus metas está el enfrentar la desigualdad económica. “Los sondeos indican que 69% de americanos apoyan el alza del salario mínimo, pero como siempre la política se interpone antes que el pueblo”, señaló. Walrond, quien es padre de dos hijos, cuenta con una licenciatura en Filosofía y religión de la Universidad Morehouse en Georgia y una maestría en Teología de la Universidad Duke.

?>