Exigen más fondos para el cuidado de los ancianos en NYC

Cerca de 80,000 neoyorquinos están en condiciones de beneficiarse del programa de cuido, EISEP, pero sólo 3,000 lo reciben

Exigen más fondos para el cuidado de los ancianos en NYC
(De izq. a der.) Solange De La Paz (66), del Alto Manhattan, junto su asistente Ana López y la trabajadora social Amy Murray.
Foto: Mariela Lombard / EDLP

NUEVA YORK – Lejos de su hijo y de su familia, enferma de asma y sujeta a un cilindro de oxígeno, la puertorriqueña-chilena Solange De la Paz (66) depende de su home attendant (asistente doméstico) para actividades tan simples como comprar alimentos o bañarse.

“Mi único ingreso es el cheque por discapacidad, pero el dinero no alcanza”, comentó De la Paz en su departamento en Upper East Side. Mientras trabajaba en la compañía de Wall Street, Merrill Lynch, vivió los ataques del 11 de septiembre, que agravaron su asma, condición que se complicó ya que es fumadora. “Los residuos de los ataques terroristas impactaron mi salud, vivo sin la mitad de un pulmón”.

Desde hace un año, De la Paz es beneficiaria del Programa de Servicios Domiciliarios Extendidos para Ancianos (EISEP, por su sigla en inglés), que paga el sueldo de asistentes que cuidan en su domicilio a personas que ganan más que el máximo permitido a beneficiarios de Medicaid, pero que no tienen ingresos suficientes como para pagar a alguien que las cuide a tiempo completo. Según algunas estimaciones, cerca de 80,000 neoyorquinos están en condiciones de beneficiarse de este programa, pero solo 3,000 lo reciben.

“Falta información”, dice un representante de ALIGN (The Alliance for a Greater New York), una de las organizaciones que reclaman al alcalde Bill de Blasio incluir una partida con más fondos para EISEP en el presupuesto municipal, que debe ser aprobado antes del 1 de julio (alignny.org). Esta organización dice que ese aumento permitiría crear más empleos en el sector.

Aunque el programa de EISEP es financiado en su mayría por el estado, es administrado por el Departamento para Personas Mayores (DAFTA) de la ciudad, el aporte se ha reducido significativamente en los últimos años de unos $27 millones en 2008 a $16 millones este año.

La asistente de De La Paz, Ana López (43), dijo que también sería necesario extender el servicio a más días por semana.

“Muchas personas mayores están en el limbo. Sin el programa, su cuidado está en manos de vecinos y buenos samaritanos”, indicó. “Es necesario que ancianos solos gocen de más días de cuidado en casa, su vida depende de ello”.

“Mi familia más cercana se mudó en los últimos años. Dependo de Ana para mantenerme segura, pero ella sólo viene los miércoles por cinco horas. No es suficiente”, se lamentó De la Paz. “No tengo dinero para pagar por un servició de tiempo completo”.

Cuando Ana no cuida de Solange, el súper del edificio, el peruano José Pinto, está pendiente de proveerle sus medicamentos y ayudarla con las tareas del hogar.

“EISEP es el ángel guardián de adultos mayores sin el suficiente ingreso para costear un asistente o enfermero, pero las horas limitadas son un problema común”, apuntó Amy Murray, trabajadora social de Carter Burden Center For The Aging, que busca que Solange se beneficie con otro día de asistencia en casa.

La concejal Margaret Chin (D-Manhattan) dijo que un aumento significativo del presupuesto de EISEP depende de la Legislatura estatal, pero que la ciudad puede financiar la expansión del beneficio a los 250 solicitantes que, actualmente, están en lista de espera. “Estamos tratando de convencer al alcalde de que incluya $1.8 millones adicional.

marlene.peralta@eldiariony.comzaira.cortes@eldiariony.com

Según la Administración sobre Personas Mayores del Departamento de Salud y Servicios Humanos Federal, hay sobre 37.9 millones de estadounidenses de 65 o mayores. Unos 2.9 millones eran de origen hispano (2010). Los principales estados donde reside este grupo, de acuerdo a cifras del 2008, son: California (27%); Texas (19%); Florida (16%); y Nueva York (9%). El nivel de pobreza a nivel nacional es de 19.3% en comparación a 7.6% de los no-hispanos.

El programa In Home Services (EISEP) subsidia el pago de asistentes domésticos para personas que no califican para Medicaid.

La Administración de Recursos Humanos de la Ciudad de Nueva York provee varios servicios para personas de edad avanzada y personas con algún tipo de salud que no pueden valerse por si mismos.

Algunos de estos servicios bajo el programa de Home Care Services Program (HCSP) son:

Cuidado Personal Servicios Home Attendant y servicio de limpieza para las personas que tienen dificultad con realizar al menos una o más actividades en su diario vivir.

Programa de Cuidado a Largo Plazo (Managed Long-Term Care Program) – la gestión de casos, la enfermería, ayudantes de salud en el hogar, servicios de operadora casa, terapeutas físicos, para las personas que son elegibles para Medicaid, o elegible para Medicaid y Medicare, y son médicamente elegibles para los servicios de atención a largo plazo.

Programa de Residencial de Asistencia (Assisted Living Program) – cuidado a largo plazo residencial y servicios de atención de salud en el hogar.

Cuidado en Casa Programa (Care-at-Home Program) – servicios médicos y de apoyo para los niños con discapacidades graves.

Cuidado a Largo Plazo (Long Term Home Health Care Program).