Espaillat y Rangel aclaran postura sobre deportaciones en debate

Espaillat dijo recientemente que Obama debe emitir una orden ejecutiva y Rangel lo recriminó por atacar al presidente
Espaillat y Rangel aclaran postura sobre deportaciones en debate
Otro candidato, Michael Walrond, se declaró a favor que el presidente emita una orden ejecutiva para detener las deportaciones
Foto: Archivo

Nueva York – En el segundo debate por televisión entre el congresista Charles Rangel y el senador estatal Adriano Espaillat no tardó en salir a relucir la polémica por la política de deportaciones de indocumentados del presidente Barack Obama.

El periodista español Juan Manuel Benítez de NY1 Noticias, que actuaba de moderador en el encuentro celebrado en Lehman College, preguntó casi de entrada a los candidatos si consideraban que Obama no había hecho lo bastante para detener las deportaciones.

Espaillat dijo recientemente que el presidente tiene la responsabilidad de detener las deportaciones emitiendo una orden ejecutiva, lo que le valió la recriminación de la campaña de Rangel por atacar al presidente.

Ambos quisieron aclarar sus posturas durante el debate.

“Yo no quiero ir en contra del presidente Obama, sino trabajar con él cuando sea congresista para acabar con este problema. No se pueden seguir deportando a 1,000 personas al día, como se está haciendo hasta ahora”, argumentó Espaillat, que añadió luego que el Congreso está “ ‘roto’, como prueba su inoperancia para aprobar una reforma migratoria, y que por eso es hora de mirar al futuro y elegir a nuevos legisladores como él”.

Rangel replicó que la legislatura estatal en Albany está igual de rota, ya que Espaillat había prometido como senador estatal que el DREAM Act en Nueva York sería aprobado, pero ha sido rechazado por la cámara en los dos últimos años.

“Le he escrito cartas al presidente pidiendo que examine el problema de las deportaciones, porque hay muchas deportaciones injustificadas, y tiene que haber más transparencia para conocer en cada caso porque se deporta a una persona”, señaló el congresista de Harlem y El Bronx. “Todos los grupos inmigrantes del país me han dado las notas más altas por mi lucha por las causas migratorias”.

El tercer candidato con mayor intención de voto, el reverendo Michael Walrond, se declaró también a favor que el presidente utilice su potestad de emitir una orden ejecutiva para detener las deportaciones.