Vive Gaza la noche más violenta por ataques israelíes

Al menos 100 palestinos murieron durante los ataques realizados por el ejército israelí
Vive Gaza la noche más violenta por ataques israelíes
Los bombardeos alcanzaron la única planta eléctrica de la Franja de Gaza
Foto: EFE

La ciudad palestina de Gaza vivió entre lunes y martes una de las noches con más intensos ataques israelíes desde que inició la operación Margen Protector, con daños a instalaciones estratégicas y al menos 100 muertos muertos.

El recrudecimiento de los ataques que se registró este martes llegó después de que el gobierno israelí rechazó un alto al fuego propuesto por Estados Unidos, mientras el Movimiento de Resistencia Islámica, Hamás, desmintió haber aceptado una tregua humanitaria.

Durante la vigésimo segunda jornada de la operación militar “Marco Protector” de Israel contra el grupo islámico, las fuerzas de seguridad llevaron a cabo más de 60 ataques aéreos sobre sitios asociados a Hamás.

El Ministerio de Salud de la Franja de Gaza informó la tarde de este martes que 106 palestinos perdieron la vida y cientos más sufrieron lesiones en los bombardeos registrados por la mañana, elevando el saldo de víctimas a más de 1,200 muertos y 6,700 heridos.

Los ataques fueron realizados en una ofensiva conjunta del ejército, la aviación y la armada de Israel, que concretaron el aviso de la víspera del primer ministro israelí Benjamin Netanyahu de que había que prepararse para una larga e intensa campaña militar.

Entre los blancos atacados figuran oficinas financieras de Hamás, así como la única planta eléctrica de la Franja que suspendió su actividad debido a un gran incendio provocado por un bombardeo contra un contenedor de combustible, que levantó enormes columnas de humo visibles durante horas.

Así lo confirmó a Efe un portavoz el Ministerio de Infraestructura de Gaza, después de que responsables de la compañía eléctrica de Gaza advirtieran de que la planta dejaba de producir electricidad para el enclave, hogar de 1,8 millones de personas.

Los ataques de la aviación israelí alcanzaron asimismo la sede de la emisora de radio de Hamás, Al Aqsa, que quedó destruida, así como instalaciones de la televisión del mismo nombre, y un centro que alberga a productoras, que resultó dañado.

Durante la noche decenas de cohetes fueron disparados desde la Franja de Gaza hacia las zonas sur y centro de Israel, incluida Tel Aviv, pero sin que se reportaran daños.

De acuerdo a lo señalado por Netanyahu la víspera, el objetivo de la ofensiva es la destrucción total de la red de túneles y sitios que se usan en Gaza para construir y disparar cohetes, así como infiltrarse a Israel.